Universidad nacional autónoma de méxico



Descargar 1.04 Mb.
Página15/26
Fecha de conversión28.10.2018
Tamaño1.04 Mb.
1   ...   11   12   13   14   15   16   17   18   ...   26

4.9.3 Reglamento Interior del Instituto Nacional Electoral


El Reglamento Interior del INE fue aprobado por el Consejo General del Instituto en sesión extraordinaria, celebrada el 19 de noviembre de 2014, mediante el acuerdo INE/CG268/2014. A este documento le antecedió el Reglamento Interior del Instituto Federal Electoral, aprobado por el Consejo General el 27 de septiembre de 2011, bajo el acuerdo CG319/2011.

El Reglamento Interior del INE tiene por objeto establecer las disposiciones que regulen el funcionamiento de la estructura orgánica para su correcto funcionamiento (artículo 1º del Reglamento Interno del Instituto Nacional Electoral).

Dentro del Reglamento Interior del INE no se encontraron disposiciones que representen un obstáculo para la participación de la ciudadanía con discapacidad en las mesas directivas de casilla.

4.9.4 Código de Ética del Instituto Federal Electoral

Este Código de Ética fue aprobado por el Consejo General del instituto el 12 de agosto de 2010, bajo el acuerdo número CG277/2010.

El objetivo del Código de Ética del Instituto es: “promover en el personal los valores humanos compatibles con los cinco principios rectores institucionales que son: certeza, legalidad, independencia, imparcialidad y objetividad” (primer párrafo de la presentación del Código de Ética del Instituto Nacional Electoral).

El Código de Ética del INE, desglosa los cinco principios rectores y los interpreta a través de valores derivados. A partir del principio rector de imparcialidad, el Código deriva como valor al principio de igualdad, (Inciso a), que dice:

Daré trato amable y digno a toda persona que acuda a solicitar cualquier servicio del Instituto, así como a mis compañeros y compañeras de trabajo, independientemente de su género, raza, posición política, capacidad económica y física, edad, religión, preferencia sexual, origen étnico, nivel jerárquico u otra cualidad humana, evitando la preferencia de algunas personas en detrimento de otras.

En este caso la igualdad se define desde la perspectiva institucional que garantiza el trato amable y digno a la ciudadanía que acuda al INE para solicitar algún servicio.

El INE ha tenido un gran acierto al integrar bajo el principio de igualdad el derecho a la no discriminación. Al respecto, aunque las personas con discapacidad se encuentran implícitamente integradas en la definición del principio de igualdad, es recomendable que se haga visible a la discapacidad como una “cualidad humana” más.

4.9.5 Estrategia de capacitación y asistencia electoral 2014-2015 (Documento Rector)


La Estrategia de Capacitación y Asistencia Electoral 2014-2015 fue aprobada por el Consejo General del INE el 14 de julio de 2014, bajo el acuerdo INE/CG101/2014.

A partir de las experiencias en la materia, para el proceso electoral 2011-2012 se realizó el primer Programa de Capacitación Electoral e Integración de Mesas Directivas de Casilla, que acompañaba el Manual de Contratación de Supervisores y Capacitadores Asistentes Electorales, los Mecanismos de Coordinación y el Programa de Asistencia Electoral (Antecedente número XVIII del acuerdo INE/CG101/2014, del Consejo General del INE).

La Estrategia es un conjunto de documentos que derivan del acuerdo aprobado por el Consejo General del INE, conformada por los siguientes instrumentos:

- Estrategia de Capacitación y Asistencia Electoral del Proceso Electoral 2014-2015 (Documento Rector).

- Programa de Integración de Mesas Directivas de Casilla y Capacitación Electoral.

- Programa de Asistencia Electoral.

- Manual de Contratación de Supervisores Electorales (SE) y Capacitadores-Asistentes Electorales (CAE).

- Mecanismos de Coordinación Institucional.

- Difusión Interna de la Estrategia de Capacitación y Asistencia Electoral 2014-2015.

- Articulación Interinstitucional.


El Documento Rector de la Estrategia resalta la complejidad y las dificultades técnicas y operativas a las que se enfrenta el INE en materia de integración de las mesas directivas de casilla a través de seis líneas estratégicas: integrar mesas directivas de casilla; capacitar a los ciudadanos que fungirán como funcionarios de mesa directiva de casilla; contratar a las figuras de Supervisores Electorales y Capacitadores-Asistentes Electorales; asistencia electoral; mecanismos de coordinación interinstitucional; y articulación institucional.

La relevancia de este documento radica en que establece y justifica las líneas estratégicas que los documentos que integran la Estrategia siguen. Por ejemplo, en este documento se encuentra la visión y metas de toda la estrategia. Primero, la visión dice:


Contar para el Proceso Electoral 2014-2015 con ciudadanos que se identifiquen como coadyuvantes de la organización electoral y su papel como funcionarios de mesa directiva de casilla, elegidos a través de un método objetivo, transparente e imparcial, y capacitados en la materia, con el apoyo y asistencia logística, técnica y legal el día de la Jornada Electoral, fomentando la colaboración entre ciudadanos e instituciones, fortalecer y legitimar los procesos electorales, con casillas instaladas al 100%, un seguimiento permanente de la Jornada Electoral, y garantizar resultados electorales confiables y certeros.

Estrategia de Capacitación y Asistencia Electoral del Proceso Electoral 2014-2015. (Documento Rector, p. 13).
La visión de la Estrategia representa un panorama general de los objetivos que busca. En este sentido es recomendable hacer de la inclusión un método para justificar las medidas de inclusión implementadas y para garantizar la participación de las personas con discapacidad en las mesas directivas de casilla. El método incluyente se refiere a tomar a todas las personas en cuenta, en igualdad de condiciones, sin importar sus diferencias.

El Documento Rector de la Estrategia también elabora una descripción de cada línea estratégica. En la descripción de “Integrar mesas directivas de casilla” se explica:


Para asegurar la instalación de las mesas directivas de casilla el 07 de junio del 2015 para la recepción del voto de los ciudadanos, se requiere instrumentar un procedimiento imparcial, objetivo, transparente, ordenado y con apego a las disposiciones legales vigentes, de tal manera que se cuente con funcionarios aptos para su instalación y funcionamiento, con el fin de garantizar la autenticidad y efectividad del sufragio, que dé certeza en los resultados del proceso electoral federal y locales concurrentes con la federal.

Estrategia de Capacitación y Asistencia Electoral 2014-2015 Documento Rector, (p. 14).
En este caso, la Estrategia refiere que para asegurar la recepción del voto es necesario contar “con funcionarios aptos para la instalación y funcionamiento” de las casillas. En este sentido, la palabra apto se replica a lo largo de los manuales y documentos de integración de las mesas directivas de casilla48. Pero el uso de esta palabra puede representar una malinterpretación que puede obstaculizar la participación de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla de manera indirecta, ya que la palabra apto puede asociarse con la palabra capaz y eficaz. Tomando en consideración que uno de lolos principales estigmas que tiene la sociedad hacia las personas con discapacidad es la supuesta “incapacidad” para realizar actividades que exijan trabajos físicos e intelectuales, es recomendable que la frase “ciudadano apto” y sus derivaciones sean modificadas en los instrumentos normativos que tienen que ver con la integración y funcionamiento de las mesas directivas de casilla, por otra palabra que describa correctamente el concepto y no se preste a mal interpretaciones.

Este documento refleja una falta de consideración de los grupos vulnerables. A pesar de la complejidad y los objetivos operativos de la Estrategia, es necesario no olvidar el trato digno y el respeto a los derechos humanos de la ciudadanía. Por otra parte, presenta una falta de reconocimiento de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla.

Hay que pensar en las implicaciones que la Estrategia tiene como instrumento rector de la integración de las mesas directivas de casilla y considerar que su contenido sienta las bases para el desarrollo de las actividades de las personas SE y CAE. Sin duda este documento servirá en un futuro para explicar y justificar las acciones que se implementen como medidas de inclusión para las personas con discapacidad.

4.9.6 Programa de Integración de las mesas directivas de casilla y capacitación electoral

Este Programa es un documento perteneciente a la Estrategia de Capacitación y Asistencia Electoral del Proceso Electoral 2014-2015, aprobado por el Consejo General del INE. Es relevante porque cumple con la línea estratégica de integrar y capacitar a la ciudadanía que funge como funcionaria de las mesas directivas de casilla (p. 5). También específica y traduce las disposiciones de la Constitución y de la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales referentes a la integración y capacitación de las mismas. Además se le puede considerar una fuente del que derivan las funciones específicas de las personas SE y CAE; y sus manuales que dictan los criterios bajo los cuales desempeñan su trabajo.

En este documento fue posible detectar algunos obstáculos normativos para la plena inclusión de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla.

En primer lugar, se encuentra el caso del “listado de razones por las que un ciudadano no participa” y el “listado de razones por las que un ciudadano es sustituido”. El primero de los listados, según el Programa de Integración de las Mesas Directivas de Casilla y Capacitación Electoral, sólo puede ser utilizado en las etapas de visita, notificación y primera capacitación. Su objetivo es hacer más fácil el registro de la razón por la que la ciudadanía se niega a participar o, en su caso, no puede participar, para después registrar la información en el Multisistema.

De manera muy general este listado se compone por 38 razones, divididas en seis grupos: imposible localizar a la persona, razones de salud, impedimentos legales49, razones laborales y sociales, impedimentos por razones electorales y rechazos50.

El CAE utiliza este listado para llenar el talón comprobante de visita51, el talón acuse de recibo de la carta-notificación y en su caso la hoja de datos para el curso de capacitación a ciudadanos(as) sorteados(as).

La importancia de este listado radica en que la información capturada en las mencionadas hojas de registro determina si la ciudadanía es o no apta para desempeñarse como funcionaria de casilla. Si la ciudadanía no es apta, no participa en la segunda insaculación y por lo tanto queda imposibilitada de ser funcionaria de casilla. Al respecto, en la práctica algunas razones consideradas en el listado pueden producir la exclusión de las personas con discapacidad en la integración de las mesas directivas de casilla de una manera indirecta.

Dentro de las seis clasificaciones que integran el listado, se encuentran las razones de salud, esta clasificación se compone de cuatro razones: incapacidad mental, embarazo o lactancia, estar enfermo y tener alguna discapacidad. En este caso se encuentran razones que representan una discriminación directa para la inclusión de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla.

Dice el Programa de Integración de las Mesas Directivas de Casilla y Capacitación Electoral que se considera una incapacidad mental cuando “El ciudadano carece en alguna medida de la plenitud de sus facultades mentales y por tal razón no puede ser integrante de la mesa directiva de casilla” (p.44). En primer lugar, el término “incapacidad mentalutiliza un lenguaje incorrecto que da un mensaje poco claro y que abona a la desinformación y a una percepción a partir de los estereotipos y prejuicios relacionados con las personas con discapacidad, y que por tanto distingue a las personas a partir de sus deficiencias mentales e intelectuales.

En segundo lugar, la definición es poco precisa y deja a interpretación abierta considerar quién tiene una incapacidad mental al mencionar “en alguna medida de la plenitud de sus facultades mentales”. Esto provoca que el personal CAE lo determine bajo sus propios parámetros, abriendo la posibilidad de que cualquier persona con discapacidad mental e intelectual sea considerada incapaz, sin existir un criterio uniforme. Los siguientes testimonios ilustran al respecto:

Es que ahí tienes que valorar lo que tienen, porque hay unos que tienen síndrome de Down pero su retraso si es muy severo, entonces es probable que no pueden, pero los que tienen por ejemplo retraso leve o moderado probablemente si puedan, pero recordemos que depende del familiar, porque hay familia que sí se dedica a tratar de pulirlos para que puedan ser autosuficientes y hay familias que pues no… siempre les está prohibiendo. Bueno pues ahí depende de eso”.

CAE, Mujer, Distrito Federal

Una persona que no puede tener la habilidad de tener, asimilar, lo mismo que está recibiendo ya sea visual o auditivamente. La persona que tal vez tenga un retraso mental porque, yo te puedo ver físicamente y tú dices, bueno tenemos una persona de 40 años, pero su capacidad mental es de una persona de 15. O sea, va a depender mucho, esos factores, pero en términos generales yo considero que una persona con discapacidad mental es aquella que no puede entender de manera instantánea o como nosotros, lo que está viendo, lo que está recibiendo auditivamente”.



CAE, Hombre, Distrito Federal

“…también hay que ver a qué nivel están discapacitados mentalmente, hay mucha gente que es gente adulta que tú los ves y piensas como niños pero hay mucha gente que no es que tenga discapacidad mental tan grande, como una persona con retraso, o sea es, tendríamos que también valorar eso



CAE, Mujer, Querétaro

“…yo creo que habría que hacer una valoración del grado de la discapacidad mental, porque bueno como nos topamos con casos que si pueden hacer funciones, pues también hay casos en los que definitivamente no es posible ¿no? y bueno, no sería discriminación, si no simplemente no existe la capacidad para llevar a cabo una función, habría que hacer, como que un análisis, una valoración del grado de discapacidad



CAE, Hombre, Querétaro

Por último, es importante tomar en cuenta que esta razón puede ser confusa, ya que la acotación que se encuentra representada con un asterisco (*) en algunas razones del listados, que significa “Salvo manifestación expresa del ciudadano de participar” se vuelve aún más complicado pues el personal CAE puede confundirse y creer que esta razón basta para excluir a las personas con discapacidad intelectual y mental, sin que estas manifiesten su rechazo o voluntad, ya que es considerada no apta. Los efectos que esta razón tiene son muy importantes, ya que se convierte en discriminación indirecta al denegar en la práctica, la inclusión de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla.

En segundo término, se encuentra la razón número 24; Tener alguna discapacidad:

El ciudadano carece en alguna medida de la plenitud de sus facultades físicas que le impidan desempeñarse como integrante de mesa directiva de casilla el día de la Jornada Electoral. Esta razón no es excluyente si el ciudadano decide participar. En el caso de los ciudadanos sordos o ciegos, no pueden participar debido a que el Instituto Nacional Electoral no cuenta con la documentación adecuada para ellos (p.44).

Como se observa, al igual que la definición de incapacidad mental, la definición de tener alguna discapacidad sigue la misma estructura imprecisa. En la primera parte de la definición la única palabra que cambia es de facultades mentales a facultades físicas.

La definición continúa diciendo: “Esta razón no es excluyente si el ciudadano decide participar.” aunque se especifica que esta razón sólo procede cuando la persona con discapacidad decide no participar, en la práctica esta instrucción puede mal interpretarse, como se puede observar en los siguientes testimonios:

Porque desde que nos damos 38 negativas te dice: - si tiene una discapacidad es negativa- nosotros como CAES, no tenemos muchas veces la especialidad, por ejemplo yo puedo decir no ¿y quién me dice que no puede?, no hay otra, como decían podría haber un filtro, ¿sabes qué? ya lo detecté, ahora que pase la decisión es tuya de acuerdo a tales evaluaciones,

CAE, Mujer, Querétaro

Pero si yo creo que el INE debería implementar muchas características básicas en todo esto, porque como te ponen 38 negativas, pero yo creo en algunas sí sería más, este, porque yo creo que a muchos nos tocaron personas con alguna capacidad diferente, que si podían participar, pero no…nosotros mismos hasta decíamos:- ay, ojalá que no quiera-; no por mala onda, simplemente porque no tenemos un buen lugar, porque no todas las escuelas que nos prestan tienen rampas, no tienen acceso y yo creo que ahí si tendrían que manejar una plantilla braille, para incluso personas con alguna de ese tipo de discapacidad, en cuanto a capacitación algo diferente, para que nosotros tal vez a todos los capacitáramos integrarlas a las demás, pero ya con algún conocimiento sin que tuvieran pena y que pudieran ser más abiertas en ese sentido



CAE, Mujer, Querétaro
Más adelante, la definición dice: “En el caso de los ciudadanos sordos o ciegos, no pueden participar debido a que el Instituto Nacional Electoral no cuenta con la documentación adecuada para ellos”. Las palabras sordos o ciegos para referirse a personas con sordera o ceguera representan un lenguaje incorrecto porque distinguen a la persona por su deficiencia (en este caso su ceguera o sordera). Por otro lado, que el INE no cuente con materiales necesarios para su capacitación, no justifica su exclusión, al contrario hace evidente la falta de medidas que el INE ha omitido para garantizar la participación de todas las personas con discapacidad y es su responsabilidad hacer lo necesario para incluirlas.

Por último, el personal CAE está teniendo una percepción de que la discapacidad está dividida en dos, la discapacidad física y la discapacidad mental, lo anterior provoca una percepción de la discapacidad que afecta directamente en la inclusión de las personas con discapacidad, ya que no se puede clasificar la discapacidad, encuadrándola en dos grupos que dejan de reconocer la individualidad de la ciudadanía.

Por otro lado, también abona a la confusión la diferencia entre la razón número 23 “Estar enfermo.” y quien tiene alguna discapacidad porque en ambos casos se remite a problemas de carácter físico que pueden resultar similares para un no especialista. Para el personal CAE parece no existir una diferencia bien definida. Si bien es cierto que una enfermedad puede producir discapacidad, esto no es una regla.

A partir de los grupos de enfoque, se detectaron algunas prácticas de mala utilización del listado por parte del personal CAE, incluso en colaboración con el personal de supervisión electoral, cosa que agrava la exclusión de las personas con discapacidad:

Yo sí tuve algunos casos, el primero de una chica esquizofrénica, ella fue quien rechazó, en la etapa de notificación. El segundo eh cuando hicimos la primera visita nos atendió su hijo y nos dijo en qué horarios estaba el señor porque a quien buscábamos era a su papá pero jamás nos dijo que tenía una discapacidad, entonces llegamos, nos atendió el señor muy amable y aceptó el cargo. Pero nos decía que más bien él nunca nos dijo que no porque estaba en silla de ruedas ¿no? Ya hasta después nos enteramos que tenía estragos de una cirugía que había tenido hace poco tiempo y mi CAE me decía bueno ¿y si lo rechazamos por discapacidad?, y la verdad yo estuve tentada a hacerlo porque como el ingeniero dije de seguro va salir como presidente o como secretario pero como estamos en crisis de funcionarios, no metimos el rechazo, aparte se me hacía mala onda ¿no? decirle al señor que no, cuando él jamás dijo que no iba a aceptar y ya en la segunda insaculación, efectivamente salió como presidente y el día de la jornada pues fue el primero que llegó”.

SE, Mujer, Querétaro

Otra cosa negativa, cuando yo comenté ah mira me tocó un niño que es sordomudo pero él está interesado en participar, - ah bájale el nivel de escolaridad para que no salga -, dije ¿perdón?, dice- si bájale el nivel de escolaridad para que tengas lista de reserva pero que no salga -, obviamente no lo hice, yo le dejé su nivel de escolaridad, yo hablé con mi supervisor y mi supervisor fascinado me dice ¿Cómo lo viste?, le digo - es que me captó así mira, yo le expliqué, si sale como escrutador ese niño mira así, así capta, así cuenta, de hecho hicimos un simulacro-”.



CAE, Mujer, Distrito Federal

Esta señora que me dijo que no hablaba ni siquiera bien español, la señora venía de Veracruz y me decía– es que yo, recibí un golpe en la cabeza y a veces se me olvidan cosas- bueno ¿pero sabe contar señora?– sí- ¿me está entendiendo lo que le estoy diciendo, lo que le estoy explicando? –sí- bueno, entonces, yo de entrada, honestamente lo voy a decir, junto con mi supervisora fue la conoció, le preocupaba verla que ni siquiera hablaba bien español y me dijo ella –sabes que, como ya me había acabado mi lista de reserva, métela, porque no te van a abrir lista nominal faltando tres días- entonces, la metí”.



CAE, Mujer, Distrito Federal

Recordemos que hubo dos etapas ¿no?, la primera de insaculación en donde te decían aquí están y son quinientos de esa sección electoral, pues ahora busca esos quinientos. Nosotros fuimos el primer filtro y recordemos que en los formatos que nos dieron al principio nos decían las negativas o los rechazos. Nosotros somos el primer filtro repito, es mi primer proceso pero si nosotros desde el principio aceptamos ese tipo de personas pues van a salir en la segunda etapa, o sea, nosotros somos los primeritos que tenemos que saber si podemos o no contar con estas personas, cuando tu llegas a buscar a alguien”.



CAE, Hombre, Distrito Federal
En los testimonios anteriores, se evidencia la forma en que las y los CAE y sus SE pueden ponerse de acuerdo para excluir a una persona con discapacidad, ya sea considerándolos ciudadanía no apta, alterando el nivel de escolaridad e incluso decidiendo por las personas con discapacidad. Aunque en ningún testimonio recogido se reconoció una exclusión acabada, sí es posible visualizar las maneras en que puede utilizarse de manera incorrecta el Listado de razones por las que un ciudadano no participa.

De la misma forma se recogieron testimonios positivos, que dan cuenta del papel fundamental que juega el personal CAE en el proceso de integración de las mesas directivas de casilla al reconocer que la ciudadanía puede decidir libremente si participa o no, como se desprende de los siguientes testimonios:

O sea, en realidad nosotros no decidimos, decide el familiar, o decide la persona libremente si quiere participar, nuestra función es capacitarle, independientemente de sus limitantes que tenga”.

CAE, Mujer, Distrito Federal

Pues hay un protocolo ¿no? Que es el básico, ¿sabe leer? ¿Sabe escribir?, independientemente de lo que haya estudiado, sabe leer, sabe escribir, sabe contar, si escucha bien, si… tal… ¿no? Si entiende lo que le estoy diciendo, básicamente es eso ¿no? Porque de ahí en fuera se supone que nosotros no podemos hacer ninguna distinción”.



CAE, Mujer, Distrito Federal

No había ninguna información al respecto, por ejemplo en las causales por las que un ciudadano rechazaba se encontraba discapacidad, pero era salvo que el mismo lo manifestara



CAE, Mujer, Querétaro

Yo creo que es muy importante tomar en cuenta lo que ellos quieren, nosotros a veces en nuestro afán de tener más gente incluida decimos vamos a hacerlo, tenemos que tomar en cuenta lo que ellos quieren, él dijo no porque me desespero muy rápido y la posición de ellos sí era un poquito alto y estoy segura que está bajo medicación pero definitivamente el sí dijo mejor no, y creo que hay que respetar mucho eso... que los podemos incluir a todos sí, siempre y cuando tengamos esos cuidados ¿no? más que nosotros sacar números hay que pensar en la gente, pensar que quieren ellos, también darles esa importancia creo que no tenemos que pasar por alto también a ellos, ¿Realmente tú quieres?, porque si tú quieres para eso estoy yo



CAE, Mujer, Distrito Federal
En general es recomendable una revisión integral de esta lista de razones, y sobre todo, la evaluación de las implicaciones reales que en la práctica puede ocasionar la exclusión de las personas con discapacidad y otros grupos en situación de vulnerabilidad (personas adultas mayores). Se recomienda realizar una división entre las causas legales y las razones que puede dar la ciudadanía para no participar.

Considerando que las personas con discapacidad son un grupo en situación de discriminación, y de acuerdo con el significado que la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad ha dado al concepto de persona con discapacidad, en el cual se incluyen a “aquellas que tengan deficiencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales a largo plazo52, es necesario unificar las razones “incapacidad mental” y “algún tipo de discapacidad ” en una sola razón denominada: “Por discapacidad”, lo anterior sólo con la finalidad de utilizar los datos para el registro en el Multisistema y para que la información recabada sea utilizada para implementar medidas de inclusión y los avances de la misma. También resulta pertinente que el CAE pueda especificar el tipo de deficiencia (motriz, sensorial, mental e intelectual) en las hojas de registro en las tres etapas (visita, notificación y primera capacitación), utilizando el campo de observaciones abiertas que está disponible y que se modifique lo necesario en el Multisistema.

Se requiere una diferenciación puntual entre enfermedad y discapacidad para evitar confusiones y que las bases de datos elaboradas por el Multisistema sean confiables.

Es importante verificar la verdadera utilización del listado, ya que puede emplearse de manera incorrecta, sirviendo como una herramienta del CAE para excluir a la ciudadanía más que como herramienta para registrar su negativa a participar. Aunque existen mecanismos de verificación de los SE hacia los CAE en las etapas de visita, notificación y primera capacitación53, los testimonios revelan la ineficacia de los mismos, porque tanto el personal SE como el CAE se encuentran involucrados en la exclusión de las personas con discapacidad de las mesas directivas de casilla.

Lo anterior también es aplicable al “Listado de razones por las que un ciudadano es sustituido”.

En el mismo sentido se encuentra la segunda etapa de insaculación y con ella la “designación de funcionarios por cargo”. Las Juntas Distritales son las encargadas de asignar los cargos de la misma con la ciudadanía insaculada:


Es atribución de las juntas distritales ejecutivas asignar los cargos a los ciudadanos designados funcionarios de casilla. Esta actividad la realizarán de manera automatizada a través del Sistema de Segunda Insaculación del Multisistema ELEC2015 (p. 55).
Aunque el procedimiento de designación parece neutral, pues se basa en el criterio del apellido paterno, en orden alfabético y por otro lado la escolaridad; este procedimiento en realidad puede representar un obstáculo, sobre todo con base en los testimonios recogidos en los grupos de enfoque, aquí algunos ejemplos:

Bueno, yo creo que para hacer una inclusión de este tipo de personas, deberíamos tener un sistema más flexible, porque cómo nosotros decimos, nosotros no podemos decidir el puesto en el qué podemos incluir a uno de los funcionarios. Entonces en cuestión de normatividad deberíamos ser más flexibles en ese sentido ¿no?



SE, Mujer, Distrito Federal

“…inclusive cuando él se enteró cuáles eran los cargos que había, que presidente, secretario, escrutador, suplente, él me dijo yo puedo ser suplente pero nada más del presidente de los secretarios de uno de los otros no (…) él decía era -las personas que estamos en silla de ruedas o que estamos bien podemos ser secretarios, podemos de presidentes



CAE, Mujer, Querétaro

Por lo anterior, una posible acción afirmativa es que el cargo en el que se desempeñe una persona con discapacidad sea determinado junto al personal CAE, a partir de una evaluación del cargo en el cual pueda desempeñarse con mayor eficiencia, lo anterior a partir de un abanico de posibilidades y después de conocer los apoyos técnicos disponibles. A partir de la atribución que tienen las juntas distritales ejecutivas de asignar los cargos a la ciudadanía, es necesario que esta decisión sea aprobada por el mismo órgano, lo que da mayor formalidad al procedimiento. Esta medida abona a la participación de las personas con discapacidad en las mesas directivas de casilla y con la intervención del personal CAE y las juntas distritales ejecutivas no disminuye la objetividad que el procedimiento de segunda insaculación le otorga a la interacción de las mesas directivas de casilla.

Por último, en el Anexo número III, del Programa de Integración de Mesas Directivas de Casilla y Capacitación Electoral se establece el Lineamiento para la Selección y Operación de los Centros de Capacitación Electoral. Dentro de estos parámetros se encuentran aquellos de infraestructura, que son exigidos por el lineamiento para que el inmueble donde sea instalado un Centro de Capacitación cuente con ciertas características:
Infraestructura: Que cuente con las condiciones necesarias de seguridad e higiene para los asistentes; Las aulas deberán contar con el tamaño adecuado para la afluencia de los asistentes al curso; Mobiliario adecuado para personas adultas; Buen sistema de iluminación natural y/o artificial.

Anexo 3 “Lineamiento para la Selección y Operación de los Centros de Capacitación Electoral”, p. 6.
Las condiciones exigidas por el anexo número 3 no atienden al principio de accesibilidad que establece la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (artículo 3, inciso f).

Es recomendable que los centros de capacitación cuenten con condiciones generales de accesibilidad, no solo para entrar y salir del mismo, sino también con una ubicación idónea para que la ciudadanía en general, incluidas las personas con discapacidad, pueda asistir y capacitarse, tanto en la primera como en la segunda etapa de capacitación.

En ese sentido, se recomienda agregar a los parámetros de infraestructura del anexo 3 “Lineamientos para la Selección y Operación de los Centros de Capacitación Electoral” que los centros de capacitación cuenten con medidas de accesibilidad que permita su utilización por las personas con discapacidad.

En este documento es evidente la falta de consideración de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla, incluso el documento prohíbe la inclusión de personas con discapacidad mental, intelectual y sensorial (persona con ceguera y con sordera).

También se detectó un lenguaje no incluyente y la utilización de formas de referirse a las personas con discapacidad errónea, especialmente basada en conceptos del modelo médico de discapacidad54.

Por otro lado, la información que las personas CAE reciben en relación con la discapacidad es muy poca y sin una línea definida, tema que es medular para la inclusión de las personas con discapacidad en las mesas directivas de casilla.


4.9.7 Manual del supervisor electoral

Este manual fue diseñado por la Dirección Ejecutiva de Capacitación Electoral y Educación Cívica con la finalidad de guiar los trabajos de “supervisión y coordinación durante la capacitación y asistencia electoral, durante y después de la jornada electoral” (p.8) del personal de supervisión electoral (SE).

La relevancia del personal SE para la inclusión de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla radica en que se encargan de coordinar al personal de capacitación y asistencia electoral (CAE), quienes finalmente interactúan con la ciudadanía. Las decisiones que tome el personal SE junto al CAE puede incluir o excluir a las personas con discapacidad.

A pesar de que él SE no tiene como función principal tratar directamente con la ciudadanía, sí puede influir en las decisiones y actitudes de las y los CAE a su cargo. Por lo tanto, es importante que reciba el mismo nivel de información y sensibilización relacionada al principio de no discriminación y en particular de la discapacidad desde el modelo social.

Al respecto, en el manual del SE se habla de los “valores y disposiciones de carácter cívico” que debe desarrollar para realizar bien sus funciones. A partir de este punto se aborda el tema de no discriminación de la siguiente manera:
Los valores y disposiciones de carácter cívico se refieren a que debes estar consciente de la importancia de la participación ciudadana para que lo transmitas a los CAE que coordinas y éstos, a su vez, sensibilicen a los ciudadanos sorteados, convenciéndolos de que participen como funcionarios de casilla para consolidar una ciudadanía más participativa y comprometida, que ejerce sus derechos político-electorales y cumple sus obligaciones en este ámbito. Ten en cuenta que una sociedad democrática no puede ser discriminatoria y, en este contexto, la perspectiva de género y la no discriminación son indispensables para que se pueda combatir la discriminación de género permitiendo la participación ciudadana de mujeres y hombres en igualdad de condiciones para la toma de decisiones en asuntos de interés público. Para conocer más información sobre la no discriminación y la utilización del lenguaje no sexista te sugerimos revises las siguientes direcciones electrónicas: genero.ife.org.mx/conceptos.html; www.upm.es/institucional/UPM/CompromisoSocial/PoliticasIgualdad/LenguajeNoSexista En caso de ser víctima de discriminación, acércate al Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) y presenta la denuncia en tu entidad.

Manual del Supervisor Electoral, p. 24.

La información se aborda desde la idea de que estamos en una sociedad democrática y que por lo tanto en ella no es aceptable discriminar a las demás personas. Pero el concepto se ve reducido en razón del género, dejando a un lado a los demás grupos vulnerables de discriminación, en especial a las personas con discapacidad.

Al respecto, la Convención sobre los Derechos de las Persona con Discapacidad, en su artículo 1, inciso a) establece como una medida importante la de:

a) sensibilizar a la sociedad, incluso a nivel familiar, para que tome mayor conciencia respecto de las personas con discapacidad y fomentar el respeto de los derechos y la dignidad de estas personas;

b) luchar contra los estereotipos, los prejuicios y las prácticas nocivas respecto de las personas con discapacidad, incluidos los que se basan en el género o la edad, en todos los ámbitos de la vida;

c) promover la toma de conciencia respecto de las capacidades y aportaciones de las personas con discapacidad.


El concepto de discriminación puede ser utilizado para abrir paso al trato digno hacia las personas con discapacidad. De esta manera el personal SE ampliaría su conocimiento sobre el tema, lo anterior para lograr un trato digno a la ciudadanía con discapacidad, evitando actos de discriminación.

Por otro lado, se entiende que la sanción más grave que puede recibir la persona SE es que su contrato sea rescindido, al efecto se tiene una propuesta para que los SE den importancia a la no discriminación. En este sentido, existe una lista de causas por las que el personal SE puede sufrir la rescisión de su contrato. La primera de ellas es:


Tratar en forma incorrecta a los ciudadanos o a los compañeros de trabajo (mostrando actitudes hostiles o diciendo palabras ofensivas, sarcásticas, altisonantes o amenazantes, o ejerciendo cualquier tipo de violencia o acoso), y como consecuencia se presente en contra tuya una queja o denuncia y ésta sea corroborada por un Vocal y/o Consejero Electoral.

Manual del Supervisor Electoral, p. 19.
Después de brindar la información necesaria y asegurar que las personas SE comprenden que es un acto de discriminación y porque no deben realizarlo, esta actitud no estaría justificada. Esta medida haría visible que la discriminación es una forma incorrecta de tratar a las personas.

De manera general se puede decir que el manual del SE carece de información relacionada al principio de no discriminación (a excepción del acercamiento a la discriminación de género descrita con anterioridad), y una total carencia del concepto de discapacidad a partir del modelo social.

Como resultado de la poca visibilidad que existe de las personas con discapacidad en el Programa de Integración de Mesas Directivas de Casilla y Capacitación Electoral, las personas con discapacidad no son consideradas para participar en las mesas directivas de casilla, por lo cual las personas SE no las toman en cuenta.

Además se identificó que en este manual también se utilizan palabras o frases incorrectas para referirse a las personas con discapacidad, que no atienden a los principios de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad.55

En conclusión, es recomendable la revisión de este manual a partir de la transversalidad del principio de no discriminación y de discapacidad desde el modelo social (apegado a los principios, derechos y medidas especificadas en la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad) con una dirección clara para la inclusión de las personas con discapacidad.

4.9.8 Manual del Capacitador-Asistente Electoral Tomo I y II


El manual del personal de capacitación y asistencia electoral (CAE) fue diseñado por la Dirección General de Capacitación y Cultura Cívica, con la finalidad de funcionar como “…herramienta para realizar las actividades de asistencia electoral y para la capacitación de los ciudadanos sorteados” (tomo I, p. 10). Este manual se encuentra dividido en dos tomos, el I y el II. Ambos son el instrumento de apoyo para realizar las actividades de asistencia electoral y de capacitación a la ciudadanía sorteada. Es también el instrumento que determina su actuar ante la ciudadanía.

Las personas CAE son el verdadero vínculo entre el INE y la ciudadanía, es a través de ellas que pasa toda la información. Su participación en la integración de las mesas directivas de casilla es fundamental ya que es quien capacita y sensibiliza a la ciudadanía para participar. Respecto a la inclusión de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla es aún más importante, pues el diseño y la existencia de las disposiciones de este manual las integran o las excluyen.

Además, es necesario que la persona CAE tenga información suficiente en materia de discriminación y en materia de discapacidad desde el modelo social, para que la inclusión de las personas con discapacidad no tenga obstáculos de información.

En este sentido, haciendo referencia a la información con la que las personas CAE tienen respecto a la discriminación, puede remitirse a los “valores y disposiciones de carácter cívico” (Manual del CAE, tomo I, p. 34), esta información vuelve a replicarse tal cual se encuentra en el manual del SE. A estos contenidos se le aplican las mismas recomendaciones: realizar una explicación integral del concepto a partir del derecho a la no discriminación para abrir paso a las personas con discapacidad. De esta manera la persona CAE ampliaría su conocimiento sobre el tema y sabría cómo tratar con dignidad a la ciudadanía con discapacidad, evitando actos de discriminación.

Relacionado al punto anterior, el apartado 1.4 del Manual del CAE trata sobre la “Atención a la diversidad cultural” donde se reproducen textualmente el artículo 1º, párrafo cuarto y 2º, párrafo primero de la CPEUM:
Queda prohibida toda discriminación motivada por origen étnico o nacional, el género, la edad, las discapacidades, la condición social, las condiciones de salud, la religión, las opiniones, las preferencias sexuales, el estado civil o cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de las personas” De inmediato, en el mismo Manual del CAE, se transcribe el primer párrafo del artículo 2º constitucional: “La Nación tiene una composición pluricultural sustentada originalmente en sus pueblos indígenas que son aquellos que descienden de poblaciones que habitaban en el territorio actual del país al iniciarse la colonización y que conservan sus propias instituciones sociales, económicas, culturales y políticas, o parte de ellas.

Manual del CAE, tomo I, p. 76.

La cláusula antidiscriminatoria contenida en el artículo 1° de la constitución se encuentra transcrita completamente en el manual del CAE, lo que es algo que debe resaltarse; pero tomando en consideración que no se hace explicación alguna y que el texto constitucional contiene términos como: “discriminación”, “condición social”, “dignidad humana”, “menoscabar” y “libertades”; que pueden considerarse palabras técnicas.

Por lo anterior es recomendable que al transcribir un texto legislativo, en especial de la Constitución, se interprete el texto para ser utilizado de manera correcta. Además, el manual utiliza este párrafo constitucional para referirse a la diversidad cultural, pero de nuevo de una manera limitada ya que solo refiere a las comunidades indígenas. Por supuesto el concepto de diversidad cultural es más amplio y en su caso este apartado puede servir para tratar el tema de las personas con discapacidad y de otros grupos vulnerables de discriminación.

De la misma manera, el manual del CAE, al hablar de las personas con discapacidad, lo hace tratándolas como electoras, pero no como funcionarias de casilla. Lo anterior en el tema 6.2.1 "Información básica. Electores con discapacidad":


Con la finalidad de brindar igualdad de oportunidades a todos los ciudadanos que acuden a votar, el INE determina diversas medidas para que el día de la Jornada Electoral los ciudadanos tengan libre acceso a la casilla, en especial los electores con algún tipo de discapacidad. Entre las personas con discapacidad se incluye a aquéllas que tengan deficiencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales a largo plazo que, al interactuar con diversas barreras, puedan impedir su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás.

Manual del CAE, tomo I, p. 137.

El párrafo transcrito con anterioridad, acerca al CAE a un modelo social de discapacidad extraído directamente de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, el cual es utilizado para precisar a las personas con discapacidad, incluyendo “a aquellas que tienen deficiencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales” (artículo 1).

La intensión por acercar al personal CAE al concepto de discapacidad desde la Convención en el sentido de garantizar el derecho al voto de este grupo en situación de discriminación es reconocible, pero en este caso la información no es suficiente. Al efecto, es recomendable interpretar a que se refiere cada deficiencia, además de dejar clara la definición, ya que se omite dejar claro que la discapacidad “es un concepto que evoluciona y que resulta de la interacción entre las personas con deficiencias y las barreras debidas a la actitud y al entorno que evitan su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás” (inciso e) del preámbulo de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad), definición que también es recomendable explicar. Lo anterior para garantizar que el personal CAE tenga claro qué es la discapacidad e identifique a las personas que se ubican dentro de este grupo, para así evitar actos de discriminación y ayudar a garantizar su derecho a votar y de participar en las mesas directivas de casilla.

El concepto de discriminación también es considerado en este manual como “un valor democrático”, que son definidos de la siguiente manera:



Los valores democráticos son aquellos valores éticos y políticos que fundamentan la democracia, son los que dan sentido a esta forma de gobierno, tales como:” la libertad, fraternidad, igualdad, igualdad jurídica, responsabilidad, honestidad, diálogo, participación, tolerancia, equidad, paz social, respeto, pluralismo, legalidad y solidaridad.

Manual del CAE, tomo I, p. 71.

La igualdad se considera dentro de los valores democráticos cuando:

[…] todas las personas tienen los mismos derechos y obligaciones sin importar diferencias económicas, sociales, culturales o físicas […]

Manual del CAE, tomo I, p. 71.

Dentro de la definición se considera el elemento de “diferencia”, el cual caracteriza a la no discriminación.

Por lo anterior es recomendable armonizar esta definición con la incluida en artículo 1º de la Constitución.

El manual del CAE contempla tanto el principio de no discriminación, como el de discapacidad. Al respecto se recomienda revisar el manual y reestructurar la información a partir del principio de no discriminación, siguiendo con los grupos vulnerables de discriminación, para terminar en la discapacidad y profundizarla a partir del modelo social contenido en la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad.

Siguiendo con el manual, el capítulo IV "¿Cómo aprenden las personas que vas a capacitar?" (Tomo I, pp. 175-217) es relevante porque su contenido es crucial para la inclusión de las personas con discapacidad en las mesas directivas de casilla, ya que contiene información que las personas CAE utilizan para capacitar a la ciudadanía cuando son seleccionadas. Este capítulo contiene información acerca del proceso de aprendizaje de las personas adultas; la conducción de grupos; el proceso de enseñanza individualizada; las técnicas didácticas; los materiales didácticos y la evaluación de los conocimientos enseñados.

Al respecto, es recomendable que el capítulo sea revisado bajo el principio de diseño universal establecido en el artículo 2 de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, que se refiere a:

[…] el diseño de productos, entornos, programas y servicios que puedan utilizar todas las personas, en la mayor medida posible, sin necesidad de adaptación ni diseño especializado. El diseño universal no excluirá las ayudas técnicas para grupos particulares de personas con discapacidad, cuando se necesiten.

Siguiendo este principio, es necesario que las técnicas y los materiales didácticos estén diseñados para capacitar a cualquier persona, incluyendo a las personas con discapacidad. Es importante aclarar que no se trata de hacer un manual especial que incluya técnicas y materiales especiales para las personas con discapacidad, sino un material con diseño universal para toda la ciudadanía. Lo anterior eliminaría el obstáculo operativo de capacitar a las personas con discapacidad y promover su participación en las mesas directivas de casilla.

Por otra parte, al igual que al personal SE, puede implementarse como una causal de rescisión de contrato los actos de discriminación hacía la ciudadanía y a hacía sus propios compañeros y compañeras de trabajo (Manual del CAE, tomo I, p. 23). Estas medidas ayudan a la construcción de una cultura de no discriminación e inclusión de las personas con discapacidad en las actividades desempeñadas por las personas CAE y las actividades que giran en torno a la integración de las mesas directivas de casilla.

Por último, el personal CAE es instruido a partir de ejercicios para aprender a llenar los formatos de registro en la etapa de visita, notificación y capacitación (Anexo I, del Manual del CAE, tomo II, pp. 179-199). Como medida de familiarización y reconocimiento de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla, se recomienda integrar ejemplos donde se plantee la participación de personas con discapacidad como funcionarias de casilla, lo anterior para promover la inclusión de éstas, pero sobre todo para sensibilizar en la materia y garantizar su derecho a participar en las mesas directivas de casilla.

La carencia de lenguaje incluyente permea en ambos tomos del manual, de la misma manera que se encuentran maneras incorrectas de referirse a las personas con discapacidad56. A pesar de que se encuentra mayor información que la contenida en el manual relacionada con la no discriminación y la discapacidad, se carece de una línea clara que busque su sensibilización. En este sentido, es recomendable que este manual sea rediseñado a partir del principio de diseño universal e integrando la información suficiente para sensibilizar a los CAE acerca de la discriminación y discapacidad desde el modelo social.

4.9.9 Manuales del funcionario de casilla (casilla única, casilla federal; especial casilla única y especial casilla federal)

Los manuales para las personas funcionarias de casilla tienen como objetivo obtener los conocimientos y habilidades necesarias para recibir, contar y registrar los votos el día de la jornada electoral. Para efectos didácticos el INE diseñó cuatro manuales, para el último proceso electoral: el Manual del Funcionario de Casilla. Casilla Única; el Manual del Funcionario de Casilla. Casilla Federal; el Manual del Funcionario de Casilla Especial. Casilla Única; y el Manual del Funcionario de Casilla Especial. Casilla Federal. Los cuatro manuales contienen prácticamente la misma información, sólo en el caso de los manuales de casillas especiales varían las especificaciones de las tareas del operador de cómputo y la utilización del equipo, necesarias para el funcionamiento de una casilla especial; y en el caso de las casillas únicas, la integración de las bolsas y los paquetes electorales para la votación federal y la local.

A partir del análisis realizado en los cuatro manuales, no se detectaron disposiciones que representen un obstáculo para la inclusión de las personas con discapacidad en la literalidad de la ley. Pero los obstáculos se manifiestan de manera indirecta, a partir del manejo de la información y una falta de lenguaje incluyente. Además, pensando en las necesidades que algunas personas con discapacidad tienen en materia de comunicación, los manuales no atienden al principio de diseño universal ni se encuentran disponibles en formatos accesibles.

Aunque las ejemplificaciones del llenado de actas y resúmenes que hay al final de cada tema pueden permanecer como ejemplo de un lenguaje sencillo y fácil de entender, es recomendable que los manuales sean revisados y reestructurados a partir del principio de diseño universal para que todas las personas puedan utilizarlos; además, atendiendo a las formas de comunicación y lenguaje establecidas en la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (artículo 2), procurar cubrir todos los tipos de comunicación y lenguaje posibles.

Por último se detectaron formas incorrectas de referirse a las personas con discapacidad57 y una falta de lenguaje incluyente.

4.9.10 Instructivo para el llenado de actas y cuaderno de ejercicios para el funcionario de casilla (casilla federal y casilla especial federal)

Los Instructivos sirven a las personas funcionarias de casillas para aprender y practicar sus actividades de manera cronológica respecto al desarrollo de la jornada electoral. Este instrumento didáctico permite ilustrar lo que de alguna manera se revisó en los manuales de capacitación de las personas funcionarias de casilla.

A partir del análisis del contenido de ambos instructivos, no se encontraron disposiciones que obstaculicen la participación de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla. Pero como sucede con los manuales del funcionario(a) de casilla, los instructivos también carecen de un diseño universal. Por otro lado solo atienden a un formato escrito, dejando fuera las demás formas de comunicación y lenguaje que puede resultar un obstáculo para la inclusión de las personas con discapacidad en las mesas directivas de casilla.

La recomendación va en el mismo sentido que los manuales y de hecho puede hacerse extensiva a todos los materiales didácticos con los que cuenta la ciudadanía para ser capacitada en sus funciones el día de la jornada electoral. El diseño universal de los mismos es clave para garantizar la participación de las personas con discapacidad como funcionarias de casilla. Es recomendable contar con materiales diseñados para que todas las personas puedan utilizarlos. Por ejemplo, un video que utilice instrucciones y frases sencillas y fáciles de comprender, con un traductor de lengua de señas mexicanas, subtitulado y con un audio claro puede ser una alternativa al formato escrito que en más de un material didáctico se observa.





Compartir con tus amigos:
1   ...   11   12   13   14   15   16   17   18   ...   26


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal