Universidad Mayor, Real y pontificia De San Francisco Xavier De Chuquisaca



Descargar 1.05 Mb.
Página2/15
Fecha de conversión15.11.2017
Tamaño1.05 Mb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15

Aspecto Económico

La mayoría de los estudiantes son de escasos recursos económicos, la principal actividad que desarrollan sus padres, son trabajos de construcción, también existen padres profesionales en las diferentes áreas de conocimiento. A esto se suma los estudiantes que no cuentan con el apoyo económico de sus padres, por lo que muchos de ellos trabajan por las noches o los fines de semana como; guardia de seguridad, porteros, conductores de taxi, y otras actividades.



Tamaño y tipo de muestra: La muestra representativa fue de tipo probabilístico que es equivalente al 25% del total de la población en estudio, la misma corresponde a 20 estudiantes del primer semestre seleccionada como muestreo aleatorio simple. Los 8 docentes de la especialidad de Carrera de Lenguaje y Comunicación del Nivel Secundario comprenden la muestra representativa de los docentes.

Métodos

El desarrollo del trabajo esta enmarcado en distintos métodos y técnicas de investigación, de la misma forma con diferentes procedimientos que permitieron la aplicación de cada uno de ellos. Estos métodos, técnicas y procedimientos se utilizaron en los diferentes momentos del desarrollo de la investigación, en este sentido la división que se presenta tiene fines metodológicos.

Los métodos y técnicas fundamentales que se aplicaron en la investigación son los siguientes:

Los métodos empíricos que se utilizaron son:


Observación: Se utilizó para verificar la situación en la que se encuentra el problema y recopilar información acerca de su comportamiento.

Entrevista: Semiestructurada para aplicar de forma grupal e individual, a los docentes y autoridades de la ESFM “Juan Misael Saracho” de Tarija con la finalidad de conocer su opinión acerca de las condiciones en que realizan su actividad docente.

Análisis de documentos: Para el análisis de la información contenida en diversas fuentes documentales relacionadas al tema, pensamiento crítico en el aula, estrategias de lectura transaccional y otros documentos relacionados con la investigación.

Criterio de expertos: Para corroborar la validez de las estrategias propuestas y de la idea a defender, así como para ajustar el diseño propuesto para la aplicación de la lectura transaccional como estrategia.

Los métodos teóricos que se utilizaron son los siguientes:



Análisis-síntesis: Para profundizar en el conocimiento de las partes y descubrir sus interrelaciones en el fenómeno estudiado, se realizó el estudio de los antecedentes del desarrollo del pensamiento crítico en el aula y el uso de estrategias en estudiantes, lo que permitió llegar a la concepción del modelo propuesto.

Modelado: Permitió caracterizar el objeto proceso docente para la formación y desarrollo de las habilidades de pensamiento crítico y reflexivo. Esto implicó plantear en términos ideales, cómo debe ser, qué debe conocer, qué referentes teóricos lo sustentan, los componentes del mismo y sus relaciones. En este sentido, es necesario presentar un modelo teórico de utilización de la lectura transaccional para desarrollar habilidades de pensamiento crítico.

Sistémico: Para conocer los procesos de enseñanza-aprendizaje de la lectura y escritura en el nivel primario. También permitirá describir la estructura y los componentes del modelo y de la estrategia propuesta, así como las relaciones existentes entre los elementos del modelo.

Técnicas e instrumentos

Las técnicas e instrumentos utilizados en la investigación son los siguientes:



Cuestionario

Para recoger información sobre las necesidades o problemas, de los estudiantes respecto a las habilidades de pensamiento crítico y reflexivo con preguntas cerradas, referente a las diversas variables que nos permitió la obtención de datos para la investigación. Se aplicó a los docentes otro cuestionario adecuado al nivel de formación y rol que desempeñan, el que permitió conocer la metodología y aplicación de la lectura transaccional como estrategia que permite desarrollar el pensamiento crítico y reflexivo de los estudiantes.



Observación estructurada

La observación estructurada permitió establecer la percepción, planificada y sistemática de las actividades en el diseño propuesto. Esta fue estructurada de manera anticipada para definir con mucha precisión los aspectos observados.



Técnicas estadísticas

Una vez obtenida la información, los datos son registrados en cuadros centralizadores relacionadas con la encuesta y cuestionario. Una vez registrada la información se realizó la representación gráfica para visualizar en forma clara la proporción de los datos obtenidos. Por ser una investigación de tipo cualitativo y cuantitativo se empleó el gráfico de barras compuesto, para representar el diagnóstico.



La guía de observación. Será implementada para la recopilación de la información a partir de los diagnósticos aplicados.

  1. Marco teórico y conceptual


El desarrollo del pensamiento crítico y la lectura transacional

En este capítulo se exponen los fundamentos teóricos asumidos en el trabajo investigativo que sirven de base para el diseño e implementación de estrategias de lectura transaccional para desarrollar habilidades de pensamiento crítico en la Carrera de Lenguaje y Comunicación de la ESFM “Juan Misael Saracho” de Tarija. Se analizan el contexto educativo nacional, los desafíos que tiene la formación docente, caracterizando el modelo de enseñanza basado en el pensamiento crítico. Posteriormente se realiza un estudio de las teorías que aportan al pensamiento crítico y reflexivo, valorando diferentes definiciones acerca de estos, sus características, ventajas de aplicación en el proceso docente, tendencias más significativas en su desarrollo actual y los parámetros establecidos para medir su funcionalidad.

En la segunda parte de este capítulo se realiza un estudio de la relación del pensamiento crítico con la lectura transaccional. Se realizó una valoración de la posición de diferentes autores en cuanto a las estrategias que permiten el desarrollo del pensamiento crítico, lo que permitió analizar los referentes fundamentales de estos procesos relacionados con los materiales educativos, las actividades y las estrategias de enseñanza-aprendizaje que pueden ser utilizadas en el aula.

En la tercera parte se analizan los fundamentos para la aplicación de la lectura transaccional como estrategia para el proceso enseñanza-aprendizaje entre estos se valoran conceptos y categorías.

En la última parte se caracteriza el contexto de estudio, tanto en lo pedagógico, en lo cultural, socioeconómico y curricular.

La Educación Boliviana Frente a las Transformaciones Sociopolíticas y Económicas.

La educación el en siglo XXI, trae consigo grandes y acelerados cambios en la historia de las sociedades. El avance de las comunicaciones, el desarrollo tecnológico que facilitan el acceso a la información instantánea, la tendencia a la globalización y otros aspectos, han tenido un impacto en el sistema social y por ende en el fenómeno de la educación, que a su vez trae problemas como :



  • Carencia de un currículo que responda a las demandas y necesidades de la sociedad boliviana.

  • Históricamente, no se consideró la composición mayoritaria de la población originaria para el diseño de un currículo en la educación boliviana.

  • Falta de definición y orientación en los procesos de enseñanza y aprendizaje.

  • Formación inicial y permanente de los docentes, sin tomar en cuenta la identidad cultural de los maestros.

  • Polarización de la educación rural y educación urbana.

  • Carencia de un enfoque productivo de la educación.

  • Exclusión y falta de atención a la diversidad.

  • Inexistencia de procesos de evaluación de la calidad de enseñanza y aprendizaje.

  • No se ha logrado desarrollar una verdadera educación intercultural y bilingüe.

  • No se dio la importancia a la educación especial y la atención a la población con discapacidad. (1)

En consecuencia Bolivia al igual que otros países, ha optado por cambiar las políticas educativas para revisar la calidad de la educación, tomando en cuenta el ritmo del desarrollo de la ciencia y la tecnología.

La educación debe tener como requisito fundamental responder a las necesidades de la sociedad, no se puede concebir una escuela aislada de la sociedad, porque la escuela se debe a la sociedad y por ende debe servirla, además los requerimientos actuales y futuros exigen una gestión educativa abierta a las demandas de los usuarios tanto individuales como sociales. Las transformaciones científicas, tecnológicas, artísticas, económicas y políticas tienen impacto directo en el sistema social y en el sistema educativo, desde la formación básica hasta la profesionalización. Por ello, existe una exigencia cada vez mayor de elevar la calidad de la educación, a fin de formar personas competentes, capaces de desenvolverse con igualdad de oportunidades en diferentes ámbitos de la sociedad. En consecuencia, la visión del nuevo enfoque de la educación boliviana está basada en los aspectos comunitario y productivo. Comunitario, porque permite asumir decisiones en forma colectiva entre todos los actores sobre asuntos educativos en espacios territoriales específicos como son el barrio, la zona y la comunidad rural indígena originaria.

Es productiva porque está orientada a garantizar el proceso de producción, conservación, manejo y defensa de los recursos naturales. (1)

La propuesta de la nueva Ley Educativa, como se observa, abarca mucho más de las diferentes lenguas, no es solo reconocimiento de las treinta y seis culturas indígenas originarias del país. La propuesta de transformación educativa incorpora plenamente a estas culturas en igualdad de oportunidades en los niveles de la vida económica, social, política y administrativa del Estado. De la misma manera, una educación comunitaria intra e intercultural permitirá el fortalecimiento de una autodeterminación cultural, lingüística y espiritual en sus decisiones y vida democrática para fortalecer relaciones comunitarias y no para destruirlas. Sólo un plan de equidad con los demás sectores del país podrá permitir avanzar efectivamente en la consolidación de un bienestar étnico y cultural.

Finalmente, en nuestro tiempo y espacio se busca concretar una autodeterminación educativa desde la visión de cada pueblo indígena originario y sectores marginados plasmados en la nueva Ley “Avelino Siñani y Elizardo Pérez” que significará la descolonización y democratización comunitaria para todos los sectores sociales de nuestro amplio espectro. Por ello, los principales desafíos de la nueva Ley de educación boliviana es de construir una sociedad boliviana bajo los principios que nos legaron nuestros antepasados como: la solidaridad, reciprocidad, complementariedad, donde los actores en esta sociedad desarrollen una educación descolonizadora, liberadora, revolucionaria, transformadora, comunitaria, democrática, participativa, de consensos, intracultural, intercultural y plurilingüe. Además una educación productiva y territorial tomando en cuenta la parte científica, técnica, tecnológica y artística (2).

Fundamentos Epistemológicos de la Transformación en la Formación Docente

El sistema educativo concibe la construcción del conocimiento desde un enfoque del constructivismo social en el cual el sujeto aprende sobre la base de sus experiencias previas y en interacción permanente con el mundo social y natural. Desde este enfoque, además, se considera que el conocimiento no es estático y está en permanente cambio. Por lo tanto, las experiencias de aprendizaje escolar deben ser vistas como oportunidades para que el educando sistematice sus experiencias y construya nuevos conocimientos en un proceso de interacción con sus pares, sus maestros y la comunidad en general.

En este contexto se entiende que la formación docente está dirigida a desarrollar en los futuros maestros, en primer lugar, el conocimiento pedagógico que les permita construir un tipo de educación donde el estudiante es el centro de las actividades de aprendizaje y el maestro es el dinamizador de un nuevo modo de organizar y desarrollar la educación.

Un segundo objeto de estudio está dirigido a los conocimientos didácticos que le deben permitir al maestro diseñar experiencias de aprendizaje que mejoren las oportunidades de aprendizajes sociales y culturales de los educandos y ponerlas en práctica en situaciones reales en las unidades educativas.

En tercer lugar, hay que buscar que el maestro desarrolle el conocimiento propio del campo disciplinario en el cual desenvolverá su experticia profesional. En este punto, la formación de maestros debe proporcionar una base disciplinar y los instrumentos que le permitan actualizar la misma en un mundo tan dinámico y cambiante como el actual.

Tanto los aspectos pedagógicos como los disciplinarios inciden en los didácticos que son los que determinan el tipo de educación que se desarrollará en la práctica.(3)



Tendencia Crítico - Reflexiva.

La tendencia de formación de maestros crítico-reflexiva nace con la finalidad de mejorar la práctica pedagógica a través de la crítica y la reflexión de los procesos educativos impartidos en las escuelas. Esta tendencia se la realiza buscando innovaciones, modificaciones o transformaciones a través de la práctica educativa.

En esta tendencia, pueden identificarse al menos, tres perspectivas en la formación de maestros:

La primera, que mantiene como principio central la conjunción investigación-acción y aparece incluida en los nuevos conceptos de desarrollo profesional que tienen lugar en la actualidad, con profesores como investigadores en la acción.

La segunda, que considera la reflexión acerca de las prácticas colectivas desarrolladas durante los procesos de formación y utiliza el grupo como dispositivo central sintetizando los aspectos cognitivos y afectivos orientados hacia la constitución de un rol docente como coordinador del aprendizaje.

Y una tercera, que considera la dimensión gnoseológica de los procesos formativos, reconociendo la dimensión política de los actos educativos desde un propósito emancipatorio. Esta perspectiva busca la formación de profesores como agentes prácticos reflexivos y/o como intelectuales transformativos.

Los tres enfoques en la formación de maestros persiguen la interacción de la teoría y la práctica mediante la reflexión de la práctica pedagógica en las aulas y la modificación constante de la práctica a partir de la reflexión; es decir, se busca la relación dialéctica entre la práctica y la teoría de la que surge la re-conceptualización permanente de la práctica pedagógica. (4)

Desafíos de la Formación Inicial en las Escuelas Superiores de Formación de Maestros

Muchas de las dificultades de los estudiantes normalistas para optimizar el aprendizaje y lograr un desempeño exitoso, especialmente en las etapas avanzadas de su formación profesional, se deben al uso de modelos mentales o esquemas de procesamiento incompletos o inapropiados, que no corresponden a las exigencias actuales de las tareas que deben llevar a cabo. Dichas dificultades generalmente provienen de la ausencia de estrategias que promuevan el desarrollo del pensamiento crítico y reflexivo.

Para cumplir con su misión, los centros de formación docente contemporánea deben brindar a sus estudiantes una educación que los prepare para las exigencias de las transformaciones sociopolíticas y económicas del país. Las capacidades de análisis, inferencia, interpretación, explicación y evaluación, sustentadas por la autorregulación y actitud investigativa, vigilante, honesto y flexible son aspectos que distinguen al profesional que está capacitado para enfrentar los desafíos de la sociedad moderna. El mundo actual, que es de gran complejidad, demanda de un pensamiento de alta calidad. Este factor obliga a los docentes a enfocar la enseñanza y el aprendizaje en el desarrollo del pensamiento crítico, para lo cual es necesario redefinir los roles de los actores del proceso educativo y seleccionar los métodos y medios adecuados. Es una tarea urgente y compleja. (5)

El informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) generado por el equipo De Delors, plantea el reto particular que enfrenta la educación superior de potenciar la comprensión, despertar la curiosidad intelectual, estimular el sentido crítico y adquirir al mismo tiempo autonomía de juicio. La declaración sobre la educación superior en el siglo XXI, elaborada por la conferencia mundial de la UNESCO, que fue organizada en 1998 en París, refuerza dicha posición y expone que: “Las instituciones de educación superior deben formar a los estudiantes para que se conviertan en ciudadanos bien informados y profundamente motivados, provistos de un sentido crítico y capaces de analizar los problemas de la sociedad, buscar soluciones, aplicarlas y asumir responsabilidades sociales”.(6)

Analizadas las exigencias que demanda el entorno con respecto al desarrollo de las competencias profesionales que todo individuo debe poseer, es relevante realizar una conceptualización sobre las habilidades de pensamiento involucradas en el proceso lector.

La Pertinencia de las Habilidades de Pensamiento Crítico en el Currículo Universitario

De Hostos, en sus ensayos didácticos, al referirse a la educación como ciencia, señaló que es “necesario estudiar y conocer las funciones y actividades de la razón, el orden de su desarrollo y el orden de su operar y funcionar.  Por ende, es esencial que todo educador identifique y entienda, de una manera sistemática y científica, los procesos mentales, especialmente las destrezas de pensamiento, que como actividades y funciones intelectuales deben activar los estudiantes durante el proceso de enseñanza y aprendizaje.  Esta exposición tiene el propósito de precisar cuáles son realmente las destrezas de pensamientos en el salón de clase. (7)

Según Jensen, tradicionalmente se ha considerado la inteligencia como una capacidad innata determinada por la naturaleza neurofisiológica del individuo y por tanto, el desarrollo de las destrezas como algo, en cierto grado, limitado por una condición genética. Por el contrario Guilford, sostiene que hay quienes consideran la inteligencia como un conjunto de factores que corresponden a las habilidades y destrezas intelectuales que dan base para explicar las diferencias individuales. (8)

Las teorías más aceptadas acerca del desarrollo de las habilidades de pensamiento en el movimiento educativo contemporáneo son aquellas que presentan una concepción basada en la interacción del organismo con su medio ambiente.  De esta forma, se ven las destrezas de pensamiento como capacidades que resultan del cúmulo de conocimientos adquiridos mediante la experiencia y, por tanto, pueden ser desarrolladas mediante una enseñanza deliberada y sistemática dentro de nuestro sistema educativo. Así, también se concibe el comportamiento inteligente como la capacidad del ser humano para procesar información mediante el uso de los conceptos y las destrezas una vez que se haya recibido la información a través del proceso de la percepción y la memoria.

La teoría cognoscitiva de Piaget expone el desarrollo de la inteligencia en una secuencia estructural que se da en cuatro etapas en forma paralela al desarrollo físico-natural del organismo: período sensorimotor, preoperacional, operacional concreto, y operacional formal. Se supone y entiende que el estudiante universitario esta en el nivel operacional formal, que se caracteriza por el pensamiento lógico-hipotético y no depende ya únicamente de la realidad concreta, sino que es capaz de utilizar situaciones y evaluar argumentos. (9)

Hunt argumenta que, como seres humanos, estamos equipados biológicamente para el desarrollo del pensamiento y, por tanto, somos creadores de conceptos. Que mediante el uso de las destrezas categorizamos, generalizamos y damos sentido al mundo que nos rodea en múltiples y variadas formas. Presseisen identificó cinco modalidades en este proceso: verbal, cuantitativo, espacial-visual, figurativo y simbólico, que generalmente están determinadas por el contexto socio-cultural y el sistema de valores del individuo. Mayer ha identificado cuatro áreas en que se dan los diferentes factores que afectan el desarrollo del pensamiento, tales como el de tener conocimientos y experiencias, las habilidades intelectuales, las actitudes y las condiciones del ambiente. Teoriza que, según el grado o nivel de interacción de estas variables, será el nivel o grado de efectividad del pensamiento crítico, lo que nos ayuda a entender las diferencias entre los estudiantes en sus niveles de funcionamiento cognoscitivo. (8)

Por tanto, el ser humano, al interaccionar con su medio ambiente dentro de su contexto socio-histórico-cultural, transforma los estímulos del ambiente natural y social y se transforma a sí mismo en un proceso continuo de reconstrucción de su experiencia, que a la vez responde a las necesidades e intereses del educando para desarrollarse personal, social y moralmente (Dewey). La forma por excelencia en que la educación puede contribuir a este propósito de desarrollo humano será mediante el desarrollo de la capacidad de pensar. En este sentido Villarani, dice que es de suma importancia considerar, lo que es también asunto de esta exposición, que las expectativas, percepciones y prejuicios que tiene el maestro acerca de las habilidades de los estudiantes no condicionen o limiten el desarrollo de un pensamiento crítico y eficaz. (10)

El pensamiento tiene tres componentes principales: a) conocimientos (información, conceptos), b) operaciones mentales (procesos, destrezas) y c) actitudes (disposición). Estos tres componentes están a la vez íntimamente relacionados con tres dimensiones operacionales: la recepción y retención de la información, el procesamiento que hace significativa la información y el uso de esta información ya procesada para lograr un propósito o producto intelectual, que puede ser un razonamiento o el tomar una decisión. Por lo tanto, el desarrollo de la capacidad de pensamiento de los estudiantes dependerá, en gran medida, de la calidad y la cantidad de conceptos, destrezas y actitudes cuyo desarrollo se facilite en el salón de clase. (10)

Por ende, las habilidades suelen clasificarse en básicas o simples y complejas. Las habilidades básicas se relacionan con las actividades más sencillas y precisas como es recopilar y organizar información. Las complejas, que a la vez, se fundamentan sobre las básicas, se refieren a las que generan nueva información y a los procesos de metacognición. Según Bloom y varios colaboradores han identificado seis niveles de funcionamiento. Los niveles básicos son: conocimiento, comprensión y aplicación, y los tres niveles superiores son; análisis, síntesis y evaluación, son de mayor complejidad.

A un nivel superior, se puede considerar lo que Dewey conceptualizó como pensamiento reflexivo. Este supone que ante un asunto o problema se manifieste una mente activa, persistente y cuidadosa con la que se examinen los datos y hechos a la luz de los fundamentos que lo sustentan. Finalmente, se ha considerado la metacognición como un nivel aún mucho más complejo, que es la dimensión del pensamiento que le permite pensarse a sí mismo, estar sujeto al autocontrol y a la autocrítica de sus mismos procesos. En este nivel surge realmente el pensamiento crítico como la capacidad que tiene individuo para examinar, controlar y evaluar su propio pensamiento, utilizando así las destrezas y conceptos desde una perspectiva o a base de unos criterios. (10)




Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal