Un jardí al pati de l´escola



Descargar 264.06 Kb.
Página1/4
Fecha de conversión26.06.2018
Tamaño264.06 Kb.
  1   2   3   4



CONOZCAMOS LAS PLANTAS


Mercè Beltran

1. Introducción


2.Nociones generales:

Diferentes tipos de plantas

Aplicación y utilización

Diseño
3.Conceptos básicos de Jardinería:

Sustrato. Suelo. Textura. Estructura.

Riego


Luz

Abono. Tipos y Época.

Plantación y trasplante. Cambio de maceta. Plantación en el suelo

Reproducción


4. Arboles: Concepto

Mantenimiento y desarrollo

Diferentes especies
5. Arbustos: Concepto

Mantenimiento y Desarrollo

Diferentes especies

6. Plantas trepadoras: Concepto

Mantenimiento y desarrollo

Diferentes especies

7. Planta vivaz y de temporada:

Concepto


Mantenimiento y desarrollo

Diferentes especies


8. Bibliografía

1. INTRODUCCIÓN

2. NOCIONES GENERALES

Por el volumen y por su duración de vida podemos agrupar las plantas en estructurales y en complementarias.


Como plantas estructurales tomaremos árboles y arbustos, considerando complementarias las plantas vivaces y las de temporada.
El árbol protagonista principal de todo jardín, es el primer pilar. Los arbustos son las piezas que nos ayudaran a crear los diferentes volúmenes y las plantas de temporada nos proporcionaran color.
Teniendo en cuenta las diferentes épocas de floración de cada planta podremos disfrutar durante todo el año de un jardín florido.
Para percibir con más intensidad los diferentes cambios estacionales, no descartemos la colocación de plantas de hoja caduca. El viraje de color que nos ofrecen las hojas antes de su caída es maravilloso.
Según la forma en que cultivemos una planta nos servirá para diferentes utilizaciones.
Un jardín no solamente está formado por plantas sino por todos los complementos que ayudan a crear el ambiente que deseamos.
Además de la tierra, como sustrato principal, existen infinidad de materiales que podrán ayudarnos a desarrollar ideas diferentes (piedras, maderas, cortezas...).
Diseñar un jardín, independientemente de sus medidas, es de lo más gratificante. Se disfruta no solo al verlo finalizado, sino mientras se construye, pues es todo un proceso de creación.
3. CONCEPTOS BÁSICOS DE JARDINERÍA

Los principales factores que condicionan la vida de una planta son el sustrato, el riego, la luz y el abono.


SUSTRATO: es el medio donde se desarrollan las plantas y la fuente de donde obtienen los nutrientes.
Los Sustratos se dividen en: Naturales y Sintéticos.
Los Sustratos Naturales pueden ser:



  • Orgánicos: turba, cortezas, fibra de coco...

  • Inorgánicos: arena, tierra volcánica, perlita...

Los Sustratos Sintéticos: poliestireno expandido.




EL SUELO. TEXTURA Y ESTRUCTURA


Hablar de suelo es hablar de tierra. La tierra es el material que forma el suelo y su origen fue a partir de las rocas.


La textura de un suelo depende de los materiales de los que inicialmente estaba formado. Por lo tanto esta textura viene dada por todo el conjunto de partículas que lo forman. Según sus tamaños serán suelos más o menos porosos, con más o menos permeabilidad del agua y con más o menos facilidad para que esta se estanque o no.
Según el porcentaje de arena, limo y arcilla del que esté formado podremos hablar de la permeabilidad del mismo y ello nos permitirá su clasificación:


  • Suelo arenoso: Es el que su porcentaje de arena es más elevado que el resto de los elementos que lo componen. En este tipo de suelo el agua pasa con facilidad pero la retiene poco, por lo que hay que regarlo más a menudo. Su textura es ligera.




  • Suelo arcilloso: En este suelo el agua pasa con mucha dificultad, se estanca, es poco permeable. Cuando está húmedo la tierra no se puede trabajar porque se nos engancha y al secarse se hacen grietas.

El suelo está formado por:


Minerales

Materia orgánica

Agua

Oxígeno


El desarrollo de las plantas, además de por factores externos (agua, sol...), depende de las características físicas y químicas (según su PH) del suelo donde están emplazadas.
Un suelo equilibrado sería aquél en el que estos elementos están repartidos proporcionalmente. Este tipo de suelo es el llamado de PH neutro.
Según el tipo de PH los suelos pueden ser:


Suelo alcalino

PH > 7

Suelo neutro

PH = 7

Suelo ácido

PH < 7

La salinidad determina la concentración de sales solubles que tiene un suelo. Cuando la concentración es muy elevada perjudica a las plantas porque impide la absorción del agua y a su vez si penetra en la planta, puede intoxicarla produciéndole quemaduras en el margen de las hojas (sobre todo en plantas de interior).


RIEGO Y LUZ

La asiduidad de los riegos irá en función del tipo de planta, de la orientación a la cual esté expuesta, del tipo de tierra y la época del año. A continuación se muestran unas frecuencias de riego orientativas:




  • El invierno es la estación en la que las plantas necesitan menos agua, pero también hay que regarlas.




  • En primavera cuando las plantas empiezan a tener su máxima actividad vegetativa el riego no deberá de descuidarse, pudiendo regar cada dos o tres días.




  • Durante el verano, al ser la época de máxima evaporación, se deberá de aumentar el riego a un día sí y un día no.

Es preferible regar de forma abundante, aunque lo hagamos con menos frecuencia, que hacerlo a menudo pero a pequeñas cantidades, pues así

evitaremos que el sustrato se salinice y provocaremos que las plantas

tengan raíces más profundas.


Los suelos arcillosos y los ricos en turba, retienen más el agua que los suelos arenosos. Se ha de destacar también que en los días de viento la evaporación de agua del suelo es más elevada.
Hablar de plantas de sol o de sombra, es referirnos a la diferente intensidad de luz que necesitan. Todas las plantas necesitan luz para realizar la Fotosíntesis (proceso por el cual sintetizan sustancias orgánicas a partir de inorgánicas). Generalmente las plantas con flor tendrán más necesidad de luz que las que solamente poseen hojas.

ABONO.TIPOS DE ABONO. INCORPORACIÓN Y ÉPOCA

Abono o fertilizante es el componente que empleamos para nutrir las plantas. Este puede ser natural (materia orgánica) o químico.


La materia orgánica puede ser de origen vegetal o animal. La de origen vegetal es aquella formada por la descomposición de hojas, pequeños microorganismos, etc. (turba). La de origen animal es la obtenida por las defecaciones de animales. El estiércol (de caballo) es el más utilizado.
El abono químico puede presentarse comercialmente de forma líquida o sólida. Los nutrientes de este tipo de abono son minerales.
En el jardín es más práctico utilizar el sólido. La presentación de abono líquido es más adecuada para plantas puestas en contenedores, aunque puede utilizarse igualmente el abono sólido también para ellas.
Principales minerales:



N

Nitrógeno

Verdor hojas

P

Fósforo

Floración y frutos

K

Potasio

Floración, frutos y raíces

Según si el tipo de abono utilizado es de liberación lenta o no, se procederá de la siguiente forma:


- Abono de liberación lenta: 60 – 70 g/m por aplicación.

25 –30 g/planta

Incorporarlo a primeros de Marzo y a principios de Octubre.

- Abono de liberación no lenta: 60 – 70 g/m por aplicación.

25 – 30 g/planta.
Incorporarlo a primeros de Marzo, al comienzo del Verano y a principios de Octubre.


PLANTACIÓN Y TRASPLANTE



Las épocas de plantación más recomendables son las siguientes:
  • Durante el Invierno ( preferentemente a finales) se plantarán todas las plantas de hoja caduca y las que se compren a raíz desnuda.
  • Pasado el Invierno se plantarán las de hoja persistente y también las que proceden de climas cálidos.




  • Todas las plantas compradas en maceta o contenedor pueden ser trasplantadas durante todo el año, teniendo siempre cuidado de no dañar las raíces.
CAMBIO DE MACETA

Cualquiera que sea el recipiente que vayamos a utilizar deberá de tener como mínimo un agujero de desagüe.




  1. Para que por el agujero de desagüe solo salga el agua sobrante y no la tierra, colocaremos un “colador”. Normalmente suele utilizarse un trozo de maceta rota.




  1. Seguidamente pondremos un grosor de 2-3 cm de tierra volcánica o gravilla.




  1. A continuación pondremos el sustrato adecuado para la planta que vayamos a plantar.




  1. Debemos de observar que al colocar las plantas, estas queden enterradas siempre al mismo nivel en que estaban antes.




  1. Poco a poco iremos añadiendo el resto del sustrato por todos los lados y apretando suavemente para no dañar las raíces pero compactando la tierra para intentar que no queden bolsas de aire.

Por último regaremos generosamente.



PLANTACIÓN EN EL SUELO

Siempre tendrá que haber una preparación del suelo, sea para la plantación de una sola planta o para varias.




  1. Procederemos a hacer el agujero. Las medidas del agujero a realizar dependerán del tamaño del cepellón.




  1. Debemos de asegurarnos que la tierra del agujero donde la situaremos es buena, de lo contrario tendremos que cambiarla. Hay que aprovechar este momento para incorporar abono orgánico.




  1. Seguidamente procederemos igual que cuando hicimos el cambio de maceta.


REPRODUCCIÓN

Existen diferentes métodos para multiplicar las plantas. Dos de los más fáciles y utilizados son por ESQUEJE y por SIMIENTE.


ESQUEJE: La reproducción por esqueje consiste en plantar una parte de la planta (tallo, hoja o raíz) según la especie, para forzarla a crear raíces.
Ventajas de este tipo de reproducción:

  1. Se obtienen plantas idénticas a la planta madre.

  2. Se acorta el plazo para tener una planta adulta.

3- La manipulación es muy fácil.
SIMIENTE: Es una especie de órgano vivo pero en estado latente. Este estado tiene una duración que varía según la especie.
Las anuales duran unos 2 ó 3 años bien almacenadas (lugar seco y fresco).

Las semillas de cactus pueden durar entre 50 y 100 años.


Están secas porque la cantidad de agua que poseen es mínima, por ello al ponerlas en contacto con la humedad se hidratan y empiezan a desarrollarse con la ayuda de las sustancias que poseen de reserva.

Para que una simiente germine, se ha de encontrar en un medio (tierra, sustrato, etc. ) propicio y bajo la influencia de dos factores fundamentales: humedad y calor.


El sustrato utilizado deberá de ser ligero. La profundidad de la plantación dependerá del tamaño de la simiente. La utilización de semilleros es muy aconsejable.
Una vez realizadas las plantaciones o siembras pertinentes, lo que no deberá de faltar nunca será el riego.
En el caso de las simientes, lo ideal es hacerlo en forma de lluvia fina, para mantener la humedad sin producir perturbaciones.
Hasta que las simientes no hayan germinado y posean entre 2 y 4 hojas auténticas, no aportaremos ningún tipo de abono y cuando lo hagamos lo haremos en dosis muy baja, alrededor de un tercio de la cantidad aportada cuando la planta es adulta y con una periodicidad de 15 días.
La época más adecuada para la plantación, es en primavera u otoño en las zonas de litoral y prelitoral. En zonas frías es preferible en primavera.
Normalmente la pauta a seguir para la siembra es hacerlo 4 meses antes de la floración, de todas formas todos los envases de simientes lo indican perfectamente.

6. PLANTAS TREPADORAS

CONCEPTO


Se considera Planta Trepadora aquella cuyo desarrollo prevé la búsqueda de contacto con un soporte. Muchas Plantas Trepadoras pueden adoptar un porte rastrero al no encontrar un soporte al que adherirse. Todas las Plantas Trepadoras pueden arrastrarse por el suelo, aunque no todas las Plantas Rastreras son Trepadoras.


Generalmente son plantas leñosas. El crecimiento de sus tallos es exageradamente largo y su grosor suele ser constante.
Atendiendo a su forma de crecimiento podemos dividirlas en dos grupos:


  1. Las que se adhieren por medios propios.

  2. Las que necesitan de ayuda para sostenerse.

Las que se adhieren por medios propios pueden hacerlo mediante:


Espinas (Rosales)

Zarcillos (guisante de olor, viña virgen)

Raíces aéreas o adventicias (hiedras)

Ventosas ( Parthenocissus tricuspidata)

Ganchos (Doxanta)

Dentro del grupo de Trepadoras que necesitan ayuda para sostenerse estarían la Escalonia y la Bougainvillea. También podríamos incluir en este grupo las plantas volubles (giran sobre sí mismas o sobre el elemento que les proporcionemos), como ejemplo estaría la glicina (Wisteria sinensis).


Su aplicación en Jardinería además de cómo Planta Trepadora puede utilizarse como Planta Tapizante o Planta Colgante.


MANTENIMIENTO Y DESARROLLO

Si la planta al comprarla es de tallos largos pero con pocas ramificaciones en la base, deberemos de reducirla podándola.

A medida que las ramas van creciendo hay que ir cortando las puntas para estimular nuevos brotes. Este proceso es más lento pero más eficaz.

De esta forma conseguiremos que la zona que deseamos cubrir lo este desde abajo y no solamente la parte superior, que es lo que suele ocurrir.


La poda de formación se hace en el momento de la plantación. Esta poda puede durar entre 2 y 5 años, depende de la altura y dimensión de la zona que queramos cubrir. El momento de hacerlo es siempre dependiendo del momento de la floración.
A continuación hay un listado de diferentes tipos de Plantas Trepadoras con algunos datos interesantes a tener en cuenta.
Abreviaciones:


P

Hoja persistente

C

Hoja caduca



5. ARBUSTOS


CONCEPTO

Un Arbusto es aquella planta leñosa con capacidad de rebrotar desde la base y que generalmente no supera los 5m de altura. Existen Arbustos que pueden emplearse como árboles si se les cultiva y poda adecuadamente.


Pueden ser de hoja caduca o persistente.
Los Arbustos de hoja caduca se emplean fundamentalmente por su floración, que suele ser muy generosa e impactante. Son los encargados de dar variabilidad estacional.
Los Arbustos de hoja persistente son también muy a tener en cuenta porque mantienen un volumen de hojas constante durante todo el año. Poseen otros valores añadidos pero el fundamental es el de su volumen de follaje.
Podemos utilizarlos: como grupos de flor, para hacer vallas, como plantas colgantes, como tapizantes, aislados (como plantas en solitario para darles protagonismo), incluso algunos pueden cultivarse en espaldera (pareciendo enredaderas).
En general los Arbustos además de dar color (tanto si tienen flor o no) dan al Jardín volumen y forma.

MANTENIMIENTO Y DESARROLLO

Al igual que cualquier planta, si queremos que esté densa y tupida desde la base, deberemos de podarla no solamente de las puntas sino a diferentes alturas para estimular nuevos brotes por toda la planta. Haciendo este tipo de poda conseguiremos a la vez que la planta no se haga demasiado leñosa y que no envejezca prematuramente.

Si por el motivo que sea la poda se ha descuidado y el Arbusto se ha hecho muy leñoso, se procederá a podarlo pero no intensivamente, sino moderadamente, para conseguir en 2 ó 3 años la poda deseada, evitando así que peligre la vida del Arbusto.
Los Arbustos más adecuados para formar vallas de aspecto cartesiano, serían aquellos que no posean floración o que esta sea poco interesante, ya que al tener que podarlos con asiduidad para mantener la forma deseada, lo más probable es que no pudiésemos disfrutar nunca de su floración. También sería mejor que al escogerlos lo hiciésemos entre los que poseen hojas de tamaño pequeño, pues al tener que recortarlos es, mucho más fácil si no se tiene experiencia y las hojas no quedan mutiladas.
Los Arbustos interesantes por su floración sería mejor dejarlos de forma naturalizada. Esto no implica la eliminación de la poda, sino que esta simplemente debería de ser moderada y dependiendo de la época de floración.
Todos los Arbustos pueden cultivarse en macetas, el tamaño que puedan llegar a alcanzar irá en proporción del contenedor que le proporcionemos.
A continuación hay un listado de diferentes tipos de Arbustos con algunos datos interesantes a tener en cuenta.

7. PLANTA VIVAZ Y PLANTA DE TEMPORADA

CONCEPTO

Según su esperanza de vida, las plantas se dividen en: anuales, bianuales y vivaces.





Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal