Responsable. Dr. Vicente Martínez L. País



Descargar 39.34 Kb.
Fecha de conversión06.03.2018
Tamaño39.34 Kb.

Título de la Ponencia

Realidad Socioeconómica y Cultural de la Juventud del Área Metropolitana de los Distritos de Panamá, Colón, La Chorrera, San Miguelito y Arraiján, en la República de Panamá.



Responsable.

Dr. Vicente Martínez L.



País.

Panamá


Institución a la que Pertenezco.

Universidad de Panamá.



Email.

vinnylasso@hotmail.com



Resumen

Esta ponencia tiene como objetivo presentar los resultados más relevantes de la “Investigación sobre la población juvenil del área metropolitana de los distritos de Panamá, San Miguelito y Colón, y área urbana de los distritos de Arraiján y La Chorrera, con miras a la redefinición de las políticas públicas de la juventud”, investigación realizada por la Universidad de Panamá, para el Ministerio de Desarrollo Social y Financiada por el Fondo de Pre inversión del Ministerio de Economía y Finanzas de la República de Panamá, y la misma fue publicada en el año 2014 por la Universidad de Panamá.



Descriptores

Juventud - Realidad Socioeconómica - Cultura



Introducción.

Breve descripción.

El joven del área metropolitana está conformado por una heterogeneidad cultural étnica y de género según la delimitación geográfica de los cinco distritos. En cada uno de estos la definición de lo que es un niño o cuando se inicia la adultez puede variar según la composición de estos grupos. Entonces nos preguntamos:



  • ¿Cómo es el joven del área metropolitana de los distritos de Panamá, Colón y San Miguelito, y de las áreas urbanas de los distritos de Arraiján y La Chorrera?

  • ¿Cómo podemos definir al joven urbano del Área Metropolitana de Panamá?

  • ¿Cómo percibe la sociedad a la juventud, y cómo esta se percibe así misma?

  • ¿Cuáles son los principales obstáculos que enfrenta la juventud para garantizar el cumplimiento pleno de los Derechos Humanos y los ODM?

  • ¿Cómo puede participar la juventud como creador de la ciudadanía y protagonista fundamental del desarrollo?

  • ¿Cómo ha sido el desarrollo social, económico y cultural del joven metropolitano?

Objetivo de la Ponencia.

Esta ponencia tiene como objetivo presentar los resultados más relevantes de la “Investigación sobre la población juvenil del área metropolitana de los distritos de Panamá, San Miguelito y Colón, y área urbana de los distritos de Arraiján y La Chorrera, con miras a la redefinición de las políticas públicas de la juventud”, investigación realizada por la Universidad de Panamá, para el Ministerio de Desarrollo Social y Financiada por el Fondo de Pre inversión del Ministerio de Economía y Finanzas de la República de Panamá, y la misma fue publicada en el año 2014 por la Universidad de Panamá.

Esta ponencia es el resultado de una investigación que concluyo en octubre del 2014, la cual dio como resultados algunos lineamientos que deberían seguir las autoridades panameñas en relación a políticas publicas dirigidas hacia la juventud.

Desarrollo.

Reflexión teórico – metodológica.

Dentro del estudio se asume la fase juvenil como una construcción social, en donde las políticas y programas hacia la juventud reivindiquen su accionar como un sujeto activo en la construcción de la ciudadanía y como actor estratégico del desarrollo. Estamos hablando, entonces, del paradigma de ciudadanía integral. De esta manera, tomamos distancia de aquellos enfoques que consideran a la juventud como una fase de transición a la adultez o de moratoria y, desde luego, de los que consideran la cuestión juvenil como un “problema”, es decir, como una realidad en donde se focaliza la visión en la “desviación”, lo “disfuncional” o lo “anímico”. Enfoque este último estigmatizador derivado de los procesos de industrialización y de migración rural-urbana que caracterizaron al continente latinoamericano durante la década de los 70 y 80.

En consecuencia, el enfoque conceptual y teórico de nuestro estudio fue dirigido al levantamiento de información relevante para orientar nuestras recomendaciones en un esquema que reivindique la construcción de la ciudadanía integral y su inclusión activa como actor estratégico del desarrollo. En este sentido, los objetivos de la investigación y los problemas metodológicos, conceptuales e instrumentales del estudio han estado condicionados por este paradigma.

El abordaje metodológico de esta investigación consistió en el levantamiento de información que proviene de fuentes secundarias (estadísticas, boletines, informes oficiales, entre otros) y de fuentes primarias (encuesta de campo y una guía de entrevistas). Se aplicó una encuesta a una muestra de 1304 jóvenes comprendidos entre los 15 a los 29 años. Igualmente se entrevistó a diferentes actores sociales, tales como: dirigentes comunales, líderes juveniles, religiosos, entre otros

Para la ponencia utilizaremos una metodología participativa, donde utilizaremos los recursos didácticos más acorde con la situación y el tiempo que se nos dé para exponer nuestra ponencia.

Los resultados se presentaran en 4 ejes claves: Derechos Políticos y Civiles (participación, vida y libertad, seguridad personal y justicia), Derechos Sociales (salud, salud sexual y reproductiva, educación, familia, igualdad y no discriminación), Derechos Económicos (joven y mercado de trabajo, ingreso familiar) y Derechos Culturales (arte y cultura, deporte y recreación. Estos ejes se enmarcan dentro de la perspectiva de los Derechos Humanos.



Conclusiones.

Principales hallazgos

A continuación presentaremos brevemente algunos de los hallazgos más significativos de esta investigación:



Perfil Sociodemográfico.

Se realizó la encuesta a 1304 jóvenes entre las edades de 15 a 29 años edad, en las zonas urbanas de los distritos de Panamá, San Miguelito, Colón, Arraiján y La Chorrera.

El 33% de los jóvenes encuestados están en el rango de los 15 a 19 años. El 34 % está entre los 20 a 24 años de edad y el 33% se encuentra en el rango de los 25 a 29 años de edad. Se puede observar que el 49.3 % de los jóvenes encuestados son del sexo masculino y el 50.7 % son mujeres.

En cuanto a la distribución por distrito de los jóvenes encuestados, se puede señalar que el 51% pertenece al distrito de Panamá; el 19 %, al distrito de San Miguelito; el 13 %, al distrito de Arraiján; un 10 %, al distrito de Colón y, por último, un 7 % son del distrito de La Chorrera.

En cuanto al estado civil de la población encuestada, podemos señalar que el 69% son solteros, un 22 % unidos y un 8 % casados.

Esta tabla, además, arroja un dato interesante: la juventud prefiere la unión de hecho que el matrimonio formal. El 61% de los jóvenes encuestados señaló que no tenía hijos, mientras que un 39 % destacó que sí tenía hijos.



Derechos civiles y políticos.

Se refieren a los primeros derechos que fueron consagrados en los ordenamientos jurídicos internos e internacionales. Estos Derechos surgieron como respuesta a los reclamos que motivaron los principales movimientos revolucionarios de finales del siglo XVIII en Occidente. Estas exigencias fueron consagradas como auténticos derechos y como tales difundidos internacionalmente.

Los Derechos Civiles y Políticos están destinados a la protección del ser humano individualmente contra cualquier agresión de algún órgano público. Se caracterizan porque imponen al Estado el deber de abstenerse de interferir en el ejercicio y pleno goce de estos derechos por parte del ser humano.

El Estado debe limitarse a garantizar el libre goce de estos derechos organizando la fuerza pública y creando mecanismos judiciales que los protejan. Los Derechos Civiles y Políticos pueden ser reclamados en todo momento y en cualquier lugar, salvo en aquellas circunstancias de emergencia que permiten el establecimiento de ciertas limitaciones de solo algunas garantías.

Dentro de la encuesta aplicada a los jóvenes de los distritos de Panamá, San Miguelito, Colón, Arraiján y La Chorrera, se aborda la percepción que tienen los jóvenes sobre algunos de los derechos civiles y políticos, además de sus conocimientos. Un 79% de los jóvenes encuestados no participa de alguna organización juvenil, mientras que un 17% manifiesta que sí participa. Este resultado, que presenta la muestra seleccionada, da cuenta del bajísimo nivel organizativo que registra la actividad de los jóvenes en nuestra sociedad en este momento. Los que señalaron que participan en alguna organización juvenil, identificaron a las que son de carácter deportivo y eclesiástico.

Si hablamos de las acciones ciudadanas en la que participan los jóvenes, el 28.7% destacó que han ido a votar, un 28.2 % ha participado en actividades comunitarias, reuniones, obras, entre otras actividades, seguido de 11.1 % que ha participado en acciones de protestas, marchas y huelgas. Queda evidenciado que hay una población joven comprometida con la acción ciudadana, le gusta participar en actividades y luchar por sus derechos y los de su comunidad.

Entre las instituciones de mayor confianza entre los jóvenes encuestados podemos destacar que la familia y la iglesia son las instituciones de mayor confianza entre los jóvenes. Los partidos políticos y el Órgano Legislativo son los de poca o ninguna confianza por parte de los jóvenes encuestados). La institución familiar juega un papel primordial en la juventud a pesar de todas las adversidades que vive la familia panameña en la actualidad. Los jóvenes aún valoran esa primera institución de la sociedad, la encargada del proceso de socialización y de la satisfacción de las necesidades básicas de sus miembros, junto a la iglesia, institución encargada de transmitir la mayoría de los valores morales y éticos a pesar de la mala imagen que se tiene de esta institución en la sociedad actual debido a los escándalos de pederastia y corrupción por parte de algunos de sus miembros. Aun así, la juventud considera a la Iglesia como una institución de confianza; sin embargo, las instituciones políticas de nuestro país se encuentran consideradas como las de menor confianza, esto se debe a la mala imagen que proyectan nuestras instituciones gubernamentales y partidistas.

Derechos sociales.

Los derechos sociales son aquellos que tiene el hombre, en cuanto a persona social. No olvidemos que el hombre es un ser social, es decir, una persona que, por su misma naturaleza, debe vivir en sociedad, para poder alcanzar su fin. La naturaleza social del hombre se comprueba porque sólo en sociedad alcanza éste el pleno desarrollo de su personalidad.

Dentro de la investigación, podemos destacar los siguientes hallazgos en materia de derechos sociales en cuanto a los jóvenes de los distritos seleccionados:

Según la Organización Mundial de la Salud, el derecho a la salud significa que los Estados deben crear las condiciones que permitan que todas las personas puedan vivir lo más saludablemente posible, lo cual incluye el acceso a una atención sanitaria oportuna, aceptable, asequible y de calidad satisfactoria a toda su población.

Según nuestra investigación, en salud el 52 % de los jóvenes de los distritos seleccionados acuden a los servicios de salud públicos tales como las policlínicas de la Caja del Seguro Social y los centros de salud del Ministerio de Salud. Un 27.51% se atiende en clínicas privadas.

Un 64 % de los jóvenes encuestados señaló que ha tenido relaciones antes de los 19 años, entre los 14 a 18 años. La mayor parte de los jóvenes encuestados han señalado que han iniciados sus relaciones sexuales. La encuesta refleja otro dato interesante, y es que no existe mucha diferencia entre sí, ya que tanto el hombre como la mujer empiezan a temprana edad a tener relaciones sexuales. El porcentaje entre hombres y mujeres que inician sus relaciones sexuales a temprana edad es muy parejo, pues, la edad de inicio de sus relaciones sexuales entre los 15 a 16 años de edad.

Otro dato curioso, que los jóvenes prefieren tener sus relaciones sexuales en sus casas y en hoteles. Esto puede indicar que no existe un control por parte de los padres en la adolescencia, ya que un 11% de los jóvenes entre 15 a 19 años señalan que tienen sus relaciones en casa o en casa de la pareja. A medida que el joven avanza en su edad cronológica, varía los lugares donde tienen sus relaciones sexuales debido a que como son mayores de edad, pueden recurrir a otros sitios para sus encuentros sexuales.

En cuanto a los métodos anticonceptivos, el condón es el método más utilizado por los jóvenes con un 35%, los varones son los que más lo utilizan, seguido de las pastillas anticonceptivas con un 9%, las mujeres son las que las utilizan con mayor frecuencia.

En la encuesta se les preguntó a las mujeres a que edad tuvieron su primer embarazo, de las 300 jóvenes que señalaron que habían tenido su primer embarazo, el 31.4% indicó que su primer embarazo había sido entre las edades de 11 a 17 años, la edad de 17 años resulto con el mayor porcentaje. Pero también se les preguntó a los jóvenes del sexo masculino a que edad habían embarazado. De los 241 jóvenes que indicaron que habían embarazado, el 19% lo hicieron entre las edades de 14 a 17 años de edad. Cabe destacar que entre las jóvenes que han estado embarazada y los jóvenes que han embarazado, el punto medio donde se cruzan estas 2 variables es en las edades de 18 a 19 años, y es donde recae la mayor incidencia de embarazo para ambos sexos (Ver tabla 17 en anexos).

El tema de la homosexualidad también fue abordado en la encuesta aplicada a los1304 jóvenes encuestados en las áreas metropolitanas de la ciudad de Panamá y Colón y las áreas urbanas de los distritos de San Miguelito, Arraiján y La Chorrera, y arrojó los siguientes resultados: el 41% señaló un rechazo a la homosexualidad, argumentan que no los aceptan, es algo anormal, en contra de las leyes de Dios, es pecado, es una enfermedad, entre otras respuestas. Un 34% mantiene una postura casi indiferente al tema, ya que señalan que les da igual, no les importa o manifiestan que cada quien hace con su vida lo que quiera. Solo un 11.49% manifestó que los aceptan, que tienen derecho y los respetan. Si se analizan los resultados por sexo, no existe mucha diferencia entre las respuestas de las mujeres y los hombres sobre la homosexualidad. Al parecer, existe aún un cierto rechazo hacia la homosexualidad por parte de los jóvenes, pero también un grupo importante que, como se dice en buen panameño, pasa el tema y le da igual. Sin embargo, sí hay voces de aceptación dentro de los jóvenes sobre este tema, lo cual nos da una visión de cómo es manejado el tema de la homosexualidad por parte de los jóvenes.

En la encuesta realizada a los jóvenes de las áreas urbanas del distrito de Panamá, Colón, San Miguelito, Arraiján y La Chorrera, un 45% de los jóvenes encuestados señaló que estudiaban, mientras que el 54.5% declaró que no estudiaba. Es claro señalar que tanto hombres como mujeres están muy parejos a la hora de visualizar los datos, están estudiando por igual, principalmente en las edades entre los 15 a los 19 años de edad.

En la encuesta aplicada a los jóvenes de los distritos seleccionados, un 73% señaló, que existe discriminación en Panamá, las más frecuentes por etnia, un 10% y por religión, un 4.6%.



Derechos económicos.

El derecho económico es el conjunto de principios y de normas de diversas jerarquías, sustancialmente de derecho público, que inscritas en un orden público económico plasmado en la carta fundamental, facultan al Estado para planear indicativa o imperativamente el desarrollo económico y social de un país, y regular la cooperación humana en las actividades de creación, distribución, cambio y consumo de la riqueza generada por el sistema económico.



¿Dónde trabajan?

Acerca del lugar donde trabajan los jóvenes, los 602 encuestados que se encontraban en esa posición, señalaron de forma abrumadora (58.4%) que laboraban en una empresa, mientras los que presentaban una situación más inestable, en tanto que trabajan por su cuenta o laboraban en negocio familiar, y los contratados por un subcontratista solo alcanzaban el 11%. En el primer caso, es claro que la pesquisa no indaga aquí sobre las condiciones y la calidad del empleo de los jóvenes en las empresas donde ellos laboran.



Historia laboral de los jóvenes encuestados.

La pregunta Nº 59 arroja una parcela de la historia laboral de los jóvenes encuestados. Los registros colectados se presentan en el siguiente cuadro que ha preparado el equipo de investigadores.

Aproximadamente, un tercio de los jóvenes encuestados obtuvieron su primer empleo cuando eran menores de 18 años de edad. En este tramo, cerca de una tercera parte de estos jóvenes obtuvieron su primer empleo cuando su edad estaba por debajo de los 15 años. Así, este grupo obtiene su primer empleo cuando eran infantes, lo que revela un pasado reciente laboral que muestra la impronta del trabajo infantil en su reciente historia laboral.

Mientras el otro tramo, de 18 años y más de edad, aglutinaba a cerca de dos tercio de los jóvenes que contestaron esa pregunta. Allí el tramo de edad entre los 18 a 22 años donde en teoría los jóvenes deberían encontrarse en tránsito y en el proceso de culminación de la educación universitaria exclusivamente, resulta que más del 95% de ellos ya cuentan con su primera experiencia laboral.



Los jóvenes que no estudian ni trabajan (los NINI)

La muestra seleccionada científicamente presenta evidencias sobre este fenómeno, es decir, de los jóvenes que no estudian y no trabajan.

El cuadro que ha construido el equipo técnico discrimina por rango de edad. Estas fueron las frecuencias recuperadas.

La primera cuestión, la encuesta pone en evidencia que aproximadamente el 12% de los jóvenes encuestados, con independencia de los rangos de edad ni estudian, ni trabajan. Se trata de 149 jóvenes que hacen parte de ese fenómeno. En la distribución por edad de esta dimensión, podemos observar que entre las edades de 20 a 24 y de 25 a 29 años se concentra cerca del 83 % de registros, con respecto al total.

En los casos en que la respuesta fue que no estudia, por cuanto que se ocupa en la atención del hogar; como era de esperarse de los 114 registros que hacen parte de esta realidad, 106 frecuencias corresponden a mujeres, o sea el 93 por ciento de casos. (Ver tabla 27 en anexos)

Derechos culturales.

Los derechos culturales son derechos relacionados con el arte y la cultura, entendidos en una amplia dimensión. Son derechos promovidos para garantizar que las personas y las comunidades tengan acceso a la cultura y puedan participar en aquella que sea de su elección para asegurar el disfrute de la cultura y de sus componentes en condiciones de igualdad, dignidad humana y no discriminación. Son derechos relacionados con asuntos como la lengua, la producción cultural y artística, la participación en la cultura, el patrimonio cultural y los derechos de autor.

Según la investigación realizada, se les preguntó a los y las jóvenes sobre la comida que ellos prefieren. El 43.4% de las mujeres y el 42% de los hombres, con un total del 85.4%, prefieren la comida casera; el 34.8%, la comida rápida y al 16.9% les gusta la comida china

Se les preguntó a los y las jóvenes sobre el tipo de música que prefieren. Contestaron lo siguiente: el 34.3% de los hombres y el 23.4 de las mujeres, como resultado un 58 %, que prefieren el Regué y el Reggaetón; a el 42% les agrada el género Bachata y al 38% les gusta la Salsa.

¿Cómo se viste usted usualmente? En esta pregunta realizada a las y los jóvenes, podemos resaltar que el 49% de los jóvenes se visten de manera casual o informal, con un 23.7% los hombres y el 25.2% las mujeres entre la edad de 25 a 29 años; seguidamente, el jeans con un 29%, usualmente en todas las edades y finalmente, el formal o vestido con un 11%, entre la edad de 25 a 29 años.
A manera de conclusión podemos señalar lo siguiente:

El joven del área Metropolitana de los Distritos de Panamá, Colón, San Miguelito y de las Áreas Urbanas de los distritos de Arraiján y La Chorrera es un joven con una actitud positiva hacia la vida, con deseo de superación, donde La familia es su mayor fuente de confianza, pero les preocupa la economía familiar. Tiene metas y expectativas muy altas hacia los estudios, con valores culturales muy ricos y que influyen en su manera de ser. Sienten que la discriminación racial en Panamá es un problema que hay que solucionar. Consideran que no hay muchas oportunidades de empleo para ellos y viven una vida sexual muy activa empezando desde muy jóvenes. Perciben a las instituciones constitucionales y democráticas del país como algo negativo.



Tienden a no participar mucho en acciones ciudadanas y comunitarias y consideran que los niveles de inseguridad del país son elevados, y hay que tomar medidas para frenar este problema.

Al joven urbano del área metropolitana se le ve como un sujeto histórico cada vez más preocupado por la inserción en el mercado laboral, crecientemente dependiente del impacto de las técnicas de información y comunicación (redes sociales, Internet), constantemente amenazado en su seguridad personal y poco atendido por el sistema educativo y la economía neoliberal de mercado. Adicionalmente, su paso a la adultez se ha ido retrasando, como indican los datos sobre la edad en que asume responsabilidades como la de casarse e ingresar al mercado laboral.

Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal