Relaciones bilaterales Chile-Hong Kong y aspectos relevantes para la firma de un tlc



Descargar 138.11 Kb.
Fecha de conversión31.05.2018
Tamaño138.11 Kb.






Relaciones bilaterales Chile-Hong Kong y aspectos relevantes para la firma de un TLC


El territorio de Hong Kong está conformado por la isla de Hong Kong y los llamados Nuevos Territorios, que se extienden hasta la frontera con China Continental.

El Producto Interno Bruto hongkonés alcanza los US$ 326.232.000 millones, mientras su PIB per cápita llega a los US$ 45.944.

El 2007, año en que Hong Kong se unificó con la República Popular China, se aprobó la “Basic Law”. En ella se especifica la política general de China hacia Hong Kong, centrada en la preservación del dinamismo económico de la isla y el mantenimiento del régimen social y político. Esta norma asigna a Hong Kong el estatus de “Zona de Administración Especial”, permitiéndole firmar acuerdos con Estados y organismos extranjeros en diversos ámbitos, aunque dejándole sometido a la República Popular China en materia militar y en política exterior.

Desde 2010 a la fecha, Chile y Hong Kong han suscrito una serie de acuerdos en materia vitivinícola, tributaria y comercial, existiendo planes para profundizar los lazos en sectores como transporte aéreo, alimentación, educación, cultura, turismo, ciencia y tecnología.

En términos cuantitativos, el rasgo fundamental de las relaciones comerciales entre Chile y Hong Kong es el saldo superavitario para Chile en la balanza comercial, situación que se mantiene desde el año 2007.

Uno de los elementos presentes en la política arancelaria de Hong Kong es su defensa del “arancel cero”. En el territorio existe una total libertad de movimiento de mercancías, sin que haya ningún tipo de arancel a la importación, como tampoco subvenciones a la exportación o cuotas a la importación. Solo se controla la importación y exportación de ciertos productos, ya sea por razones salud, medioambientales o de seguridad.

Chile, por su parte, mantiene una política comercial de arancel común de un 6%, para todos aquellos países con los que no tiene algún tipo de acuerdo. Sin embargo, dado que la gran mayoría de las importaciones proviene de Estados con los que existe algún tipo de acuerdo económico, el arancel efectivo se ha ido reduciendo en la última década. Por tanto, sería esperable que la firma de un TLC con Hong Kong situase el arancel efectivo hacia este país en torno a valores oscilantes entre el 0,5 y 1,5%, al cabo de unos años de entrada en vigencia del acuerdo.

En general, los efectos de un TLC con Hong Kong vendrían dados por las mayores facilidades y seguridad para las inversiones chilenas; la mayor cooperación en materia de promoción comercial; y la transparencia y facilitación de los requerimientos para empresas chilenas que pretendan operar en esa región.
Tabla de contenido


Relaciones bilaterales Chile-Hong Kong y aspectos relevantes para la firma de un TLC 1

Introducción 2

I. Perfil de Hong Kong 2

II. Capacidad para concluir tratados internacionales 3

III. Relación bilateral con Chile 4

IV. Estructura de las relaciones comerciales Chile-Hong Kong 5

V. Aspectos económicamente relevantes en eventual firma de un TLC 8

Consideraciones generales 8

Posibles efectos del TLC 10

2.1.Comercio de bienes 10

2.2.Comercio de servicios 11

2.3.Inversiones 12

2.4.Movimiento de personas 13

2.5.Comercio electrónico y gobierno 13




Introducción

El presente informe da cuenta del estado de las relaciones bilaterales entre Chile y Hong Kong, tanto desde un punto de vista político como comercial.


En primer término, el trabajo entrega un perfil básico del territorio hongkonés, a partir de sus principales índices de desarrollo humano.
Luego se analiza el estatuto jurídico aplicable a Hong Kong desde su reintegración a la soberanía de la República Popular China, junto con explicarse el grado de autonomía de que goza al momento de suscribir acuerdos internacionales.
Más adelante, el informe esboza los principales vínculos diplomáticos entre Hong Kong y Chile, así como los sectores en los que se han dado instancias de cooperación bilateral.
Posteriormente, el documento analiza la estructura de las relaciones comerciales entre Chile y Hong Kong, a partir de indicadores como el nivel de las exportaciones, importaciones y la balanza comercial.
Finalmente, el texto evalúa los posibles impactos que tendría un Tratado de Libre Comercio para ambas partes, considerando la estructura arancelaria chilena y hongkonesa; y estimando eventuales efectos en áreas como el comercio de bienes, los servicios financieros, las inversiones, la educación y el movimiento de personas.

I.Perfil de Hong Kong

El territorio de Hong Kong está conformado por dos zonas geográficas, a saber, la isla de Hong Kong, ubicada al sur de la Península de Kowloon; y los llamados Nuevos Territorios, situados al norte de Kowloon, y que se extienden hasta la frontera con China Continental, limitando con la provincia de Guangdong (ver mapa en Anexo).


La población hongkonesa es de 7.108.100 habitantes y presenta una densidad poblacional que, en algunos de sus distritos, llega a los 6.000 habitantes por kilómetro cuadrado, constituyendo una de las zonas más densamente pobladas del mundo1.
El Producto Interno Bruto hongkonés alcanza los US$ 326.232.000 millones, mientras el PIB per cápita llega a los US$ 45.944 y la inflación se sitúa en un 5,3%.
Además, la tasa de crecimiento anual de Hong Kong fue en 2011 de un 0,6%, en tanto que la tasa de desempleo alcanzó un 3,4%2.
Hong Kong es encabezado por un Jefe de Gobierno, que es elegido por un comité de 1.200 representantes. Actualmente, este cargo recae en Donald Tsang.
El 95% de la población es de origen chino y los idiomas oficiales son el chino y el inglés. En tanto, las principales religiones practicadas son el budismo, el taoísmo y el cristianismo3.

II.Capacidad para concluir tratados internacionales

El año 1984, el Gobierno de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, junto con el de la República Popular China, suscribieron una “Declaración Conjunta”4, en donde se fijó el acuerdo inicial para el futuro jurídico y político de Hong Kong. En ella se acordó que cuando China recuperase la soberanía de la isla, se respetaría la autonomía de la misma5 y se crearía una Región Administrativa con un régimen especial en Hong Kong6.


En la Declaración se dispone, asimismo, que Hong Kong podría establecer vínculos económicos mutuamente beneficiosos con el Reino Unido y otros países7; a la vez de mantener y desarrollar relaciones económicas y culturales; y de concertar acuerdos pertinentes con países y regiones, así como con organizaciones internacionales8.
El año 2007, fecha en la cual Hong Kong se unificó con la República Popular China, este último país aprobó una ley denominada “Elaboración por el Gobierno de la República Popular de China de sus Políticas Básicas relativas a Hong Kong”, la cual es conocida comúnmente como “Basic Law9. En ella se especifica la política general de China hacia Hong Kong, cuyo objetivo fundamental es la preservación del dinamismo económico en la isla, y el mantenimiento del régimen social y político, bajo el concepto ya mencionado de “un país dos sistemas”. De acuerdo a este principio, la República Popular China constituye un solo país, aunque acepta en su interior la coexistencia de distintos sistemas económicos y políticos en determinadas zonas, como es el caso de Hong Kong.
La Basic Law incorpora Hong Kong a China con el estatus de “Zona de Administración Especial”10, consignándose que dicha condición tendrá una duración de cincuenta años11.
Se le otorga, asimismo, la facultad para -usando el nombre de “Hong Kong, China”- poder mantener y desarrollar relaciones; y concluir e implementar acuerdos con Estados extranjeros, regiones y organizaciones internacionales de relevancia en determinadas materias, incluidas acuerdos económicos financieros y monetarios, comunicaciones, turismo, cultura y deportes12.
En la práctica, el contenido de esta norma se ha visto cumplido, dado que Hong Kong ha suscrito sus propios tratados económicos, no obstante la firma por parte de China de diversos acuerdos internacionales con los mismos países con que Hong Kong lo ha hecho13.
La Basic Law dispone, asimismo, que las Zonas de Administración Especial no tendrán autonomía, ni en materia militar ni en el ámbito de la política exterior, regla que ya se hallaba establecida en la Declaración Conjunta del año 1984, que disponía que “la representación de Hong Kong frente al mundo se debe efectuar a través de China”14. Ambas normas otorgan además el derecho a Hong Kong -en calidad de Zona de Administración Especial- para establecer sus propias leyes, las que, sin embargo, no pueden contradecir la Constitución china.
Del análisis de las normas anteriores, se puede conlcuir que si bien Hong Kong posee la facultad de negociar acuerdos económicos internacionales en forma autónoma con el resto de los países del mundo, tal como lo dispone la Declaración de 1984, dicha facultad se podría ver limitada en el evento que:


  • En alguna medida, algún acuerdo suscrito fuese contrario a la Constitución de la República Popular China;

  • Que, con la suscripción de un tratado internacional, Hong Kong estuviese realizando actos de política exterior que trasciendan los términos fijados en la Declaración Conjunta y en la Basic Law, que solo permite la suscripción de acuerdos en el plano económico o en las otras materias establecidas en el artículo 151 de esta última norma.

En la práctica, no existen antecedentes que den cuenta de alguna de estas situaciones. Antes bien, tras su unificación al territorio de la República Popular China, Hong Kong ha continuado suscribiendo tratados internacionales, conduciendo y concluyendo en forma autónoma sus negociaciones en la materia15.



III.Relación bilateral con Chile

El primer antecedente histórico de la relación bilateral entre Chile y Hong Kong data de la década de 1840, cuando el entonces Presidente chileno, Manuel Bulnes, decidió abrir una Oficina de Asuntos Comerciales y Culturales en Cantón, a fin de “supervisar el derecho a comerciar sobre el mismo pie de igualdad que cualquiera otra nación”16.


Desde 1990, el Consulado General de Chile en Hong Kong ha buscado promover el comercio y las inversiones bilaterales, además de fomentar convenios de transporte aéreo e intercambio estudiantil.
En febrero del presente año, el Presidente del Hong Kong Trade Development Council (HKTDC), Jack So, efectuó una visita al país, reuniéndose con el Ministro de Relaciones Exteriores (S), Fernando Schmidt, cita en la cual coincidieron en la necesidad de alcanzar un acuerdo en materia de transporte aéreo, promoción del turismo, educación, innovación, ciencia y tecnología17.
Dos meses más tarde, el Jefe de Gobierno hongkonés, Donald Tsang, visitó Chile, soteniendo un encuentro de trabajo con el Canciller (S) Schmidt, ante quien reafirmó su interés en profundizar lazos en las áreas antes mencionadas y también en sectores como el comercio y la cooperación aduanera18.
Desde 2010 a la fecha, Chile y Hong Kong han suscrito una serie de acuerdos, que se detallan a continuación19:


  • Memorando de Entendimiento sobre Cooperación Vitivinícola: firmado entre la Oficina de Estudios de Políticas Agrarias (ODEPA), del Ministerio de Agricultura de Chile, y la Sección de Comercio, Industria y Turismo, de la Oficina de Comercio y Desarrollo de Hong Kong;

  • Nota Verbal sobre Exención de Doble Tributación en Materia Naviera; y

  • Acuerdo de Cooperación entre el Comité de Inversiones Extranjeras de Chile e InvestHK, su contraparte hongkonesa. Se trató del primer documento de tales características, suscrito por Hong Kong con un país latinoamericano.

El Consulado de Chile en Hong Kong reconoce que, más allá del ámbito comercial, existe un conjunto de áreas en las cuales ambas partes han mostrado un interés en seguir avanzando, como son20:




  • Transporte aéreo: resta culminar las negociaciones para un acuerdo bilateral de transporte aéreo. Actualmente, ya está en funcionamiento un mecanismo sobre codeshare21 entre las compañías aéreas Cathay Pacific Airways y LAN;

  • Sector alimentario: la representación nacional en Hong Kong sostiene que es necesario profundizar el conocimiento y la demanda por productos chilenos en Hong Kong, “considerando el alto poder adquisitivo de la población hongkonesa y su apertura a la introducción de bienes de calidad”;

  • Educación, cultura y turismo: se pretende establecer redes académicas y culturales a nivel bilateral. Destaca la invitación formulada a Chile, durante el período 2011-2012, para participar en el programa Consul General in Residence Lecture Series; y la promoción de nuestro país como destino turístico en medios de transporte y escenarios teatrales hongkoneses; y

  • Ciencia y Tecnología: se busca estimular el emprendimiento y aprovechar a Hong Kong como plataforma hacia otros destinos en el mercado asiático.


IV.Estructura de las relaciones comerciales Chile-Hong Kong

En términos cuantitativos, el rasgo fundamental de las relaciones comerciales entre Chile y Hong Kong es el saldo superavitario para Chile en la balanza comercial, situación que se mantiene desde el año 2007.


Como se observa en la Figura 1, las exportaciones hacia Hong Kong se han multiplicado aproximadamente por diez en la última década, pasando desde los US$24,8 millones, en 2002, hasta los US$263,2 millones, en 2011.
En lo que respecta a las importaciones desde Hong Kong, se pueden distinguir claramente dos etapas, a saber, una de crecimiento desde 2002 hasta 2006, y otra de reducción-estancamiento, desde 2007 hasta la actualidad.
La combinación de este comportamiento de las exportaciones e importaciones, se ha traducido en un superávit comercial con Hong Kong de US$330 millones, en 2009, y de US$240 millones, en 2010 y 2011.
Figura 1. Intercambio comercial entre Chile y Hong Kong (millones de US$)

Fuente: Elaboración propia, a partir de datos de ProChile.




  1. Exportaciones

Si se compara el valor de las exportaciones hacia Hong Kong con el de otros socios comerciales de Chile, se observa que esta región no constituye uno de los principales destinos de las exportaciones chilenas. Es así como, en términos porcentuales, en el año 2010 las exportaciones hacia Hong Kong representaron el 0,39% del total exportado, mientras en el año 2011 correspondieron al 0,33%. En contraste, los principales destinos de los productos chilenos en 2011 fueron China (22,2%), Estados Unidos (11,2%), Japón (11%), Brasil (5,5%) y Corea del Sur (5,4%)22.


A pesar del peso relativamente pequeño de Hong Kong en las exportaciones nacionales, este destino presenta algunas particularidades en la estructura de las exportaciones.
Si bien en los envíos nacionales hacia el exterior, el cobre es el principal producto, habiendo representado en 2011 el 47,1% del total exportado, este rasgo no se replica en la estructura exportadora hacia Hong Kong, que se concentra más bien en productos agrícolas -especialmente frutas- y pesqueros.
Como se observa en la Tabla 1, donde se presentan los veinte principales productos de exportación hacia Hong Kong, las frutas frescas -en especial las cerezas y las uvas- son las que representan el mayor valor de exportación para el año 2011, sumando el 35,84% del total.
Los productos del mar, como pescados y mariscos, también abarcan una proporción considerable de las exportaciones.
Tabla 1. Principales productos de exportación hacia Hong Kong, según clasificación aduanera. 2011




Producto

Valor Exportaciones (millones US$)

Participación sobre el total (%)

1

Cerezas frescas

58,23

22,12

2

Uva, variedad red globe, fresca

36,11

13,72

3

Bacalao de profundidad

9,50

3,61

4

Lapas preparadas o en conserva.

8,54

3,24

5

Los demás crustáceos, moluscos y demás invertebrados, preparados o congelados

7,94

3,02

6

Arándanos azules o blueberry, frescos

7,40

2,81

7

Ciruelas frescas

6,83

2,59

8

Las demás uvas frescas

6,78

2,57

9

Servicios considerados exportación

6,28

2,38

10

Uva, variedad crimson seedless, fresca

6,22

2,36

11

Salmones del Atlántico.

6,17

2,34

12

Alas de gallo o gallina sin deshuesar, congeladas

5,68

2,16

13

Nectarinas frescos

5,55

2,11

14

Centolla congelada

5,02

1,91

15

Kiwis frescos

4,81

1,83

16

Manzana, variedad royal gala, fresca

4,29

1,63

17

Los demás desperdicios y desechos, excepto torneaduras, virutas, esquirlas, limaduras

4,17

1,58

18

Vino cabernet sauvignon, con denominación de origen

4,10

1,56

19

Papel prensa en bobinas

3,97

1,51

20

Despojos de gallo o gallina sin deshuesar, congelados

3,88

1,47




Total

201,46

76,53

Fuente: Elaboración propia a partir de datos de ProChile


  1. Importaciones

Al igual que en el caso de las exportaciones, la importancia relativa del valor de las importaciones desde Hong Kong es pequeña. Así, en el año 2010 las compras a esta zona representaron el 0,04% del total importado por Chile, cifra que se redujo a 0,03%, en 201123.


Hong Kong es, en gran medida, un centro de producción, ensamblaje y exportación de productos electrónicos. Al analizar la composición de las importaciones, se aprecia una concentración en este tipo de productos (ver Tabla 2). De este modo, los veinte principales productos importados corresponden a bienes industriales, siendo una gran parte de ellos productos eléctricos y electrónicos.
Mientras estos bienes concentran un 49,6% del total de las importaciones desde Hong Kong, los veinte principales productos exportados por Chile constituyen el 76,5% del total de los envíos a esta región (Ver Tablas 1 y 2).
Tabla 2. Principales productos de importación desde Hong Kong, según clasificación aduanera. 2011




Producto

Valor importaciones (millones us$)

Participación sobre el total (%)

1

Aparatos de conmutación y encaminamiento («switching and routing apparatus»)

3,72

16,03

2

Libros para enseñanza básica y media

1,19

5,11

3

Los demás aparatos de recepción, conversación y transmisión

0,75

3,24

4

Libros académicos y científico-técnicos

0,65

2,78

5

Intercambiadores de calor

0,64

2,76

6

Los demás aparatos de cocción y calientaplatos de combustible líquido

0,56

2,42

7

Los demás juguetes que representen animales o seres no humanos, excepto rellenos

0,54

2,31

8

Aparatos de radionavegación

0,43

1,87

9

Teléfonos de auricular inalámbrico, combinado con micrófono

0,41

1,77

10

Auriculares

0,39

1,69

11

Tubos flexibles para una presión superior o igual a 27,6 mpa

0,25

1,07

12

Neumáticos nuevos de caucho, de los tipos utilizados en automóviles de turismo

0,23

1,00

13

Partes y accesorios de máquinas de la partida 84,71

0,23

1,00

14

Relojes de pulsera eléctricos

0,23

0,99

15

Los demás aparatos para calefacción de gas y otros combustibles

0,23

0,97

16

Partes de aparatos para la recepción, conversión y transmisión o regeneración de voz, imagen u otros datos

0,22

0,96

17

Las demás unidades de entrada o salida, aunque incluyan unidades de memoria en la misma envoltura

0,22

0,93

18

Las demás máquinas y aparatos de oficina

0,21

0,92

19

Placas, láminas, hojas y cintas autoadhesivas de plástico

0,21

0,91

20

Teléfonos celulares y de otras redes

0,21

0,89




Total

11,51

49,63

Fuente: Elaboración propia, a partir de datos de ProChile.


  1. Balanza comercial

Si bien el volumen del intercambio comercial entre Chile y Hong Kong es relativamente pequeño, el impacto sobre la balanza comercial de Chile es significativamente mayor. Mientras el intercambio comercial entre Hong Kong y Chile significó en 2011 solo el 0,19% del total del valor del tráfico comercial chileno, el mismo generó un superávit de US$240 millones, cifra que representa el 2,26% del superávit comercial de Chile en el año 201124. Por lo tanto, las relaciones comerciales con Hong Kong tienen un efecto considerablemente favorable sobre el ingreso de divisas del país.



V.Aspectos económicamente relevantes en eventual firma de un TLC

    1. Consideraciones generales


    1. Hong Kong

Para poder comprender los aspectos más relevantes en la posible firma de un Tratado de Libre Comercio (TLC) con Hong Kong, es importante tener presentes los principales aspectos de la política comercial exterior de esta unidad política.


En primer lugar, el aspecto más destacado de la política arancelaria de Hong Kong es su defensa del “arancel cero”. En este sentido, se aplica una estrategia de total libertad de movimiento de mercancías, sin que exista ningún tipo de arancel a la importación, ni tampoco subvención a la exportación25. Las cuotas a la importación están igualmente ausentes, manteniéndose al mínimo las medidas no arancelarias que pudieran restringir el comercio26.
Solo se establecen prohibiciones o controles a la importación y exportación de ciertos productos, ya sea por razones salud, medioambientales o de seguridad. Además, Hong Kong mantiene controles comerciales para asegurar un adecuado abastecimiento de arroz y para proteger los derechos de propiedad intelectual27.
Por tanto, Hong Kong es virtualmente un área geográfica de libre entrada y salida para las mercancías de todos los países del mundo.
En lo relativo al comercio de servicios, exhibe también una política de apertura, que le ha llevado a convertirse en uno de los principales centros financieros mundiales. De tal forma, en Hong Kong se permite operar sin restricciones significativas a bancos, aseguradoras y empresas financieras de todo el mundo, en diferentes áreas de negocios28. Las regulaciones comerciales existentes se enmarcan dentro del Acuerdo General sobre el Comercio de Servicios (GATS, por sus siglas en inglés), pactado en el marco de la Organización Mundial del Comercio (OMC).
Es precisamente en el rubro de servicios donde un TLC podría significar una ventaja real para Chile respecto al resto de los países que no han firmado acuerdos de esta índole, dado que la eventual ampliación de las ventajas arancelarias sería más bien acotada.


    1. Chile

Chile mantiene una política comercial de arancel común de un 6% para todos aquellos países con los que no tiene algún tipo de acuerdo. Sin embargo, dado que la gran mayoría de las importaciones proviene de Estados con los que existe algún tipo de acuerdo económico29, el arancel efectivo se ha ido reduciendo en la última década. Como se observa en la Figura 2, el arancel efectivo ha pasado de un 6,20% en 2000 a un 0,98% en 2011. El arancel efectivo para los principales países con los que existe algún tipo de acuerdo comercial es, en todos los casos, considerablemente inferior al 6%30.


Figura 2: Arancel general y efectivo de Chile (2000-2011)

Fuente: La Tercera, 7 de mayo de 2012.


Por tanto, sería esperable que la firma de un TLC con Hong Kong situase el arancel efectivo hacia este país en torno a valores oscilantes entre el 0,5 y 1,5%, al cabo de unos años de entrada en vigencia del acuerdo. Es decir, el nivel del arancel efectivo para Hong Kong sería similar al existente con EE.UU., Corea del Sur, México o China, países con los que existe un TLC vigente.
De todos modos, habría que tener presente un posible escenario diferente, tomando en cuenta los acontecimientos más recientes. Al respecto, el “Proyecto de Ley que Perfecciona la Legislación Tributaria y Financia la Reforma Educacional” (conocido como “Reforma Tributaria”), propone en su Artículo 5º que los derechos de aduana se fijen en un 4% durante 2013, en un 2% durante 2014 y en un 0%, a partir del 1 de enero de 2015. De ser aprobado este artículo del proyecto de ley, se estaría ante un escenario en el cual Chile adoptaría una política aduanera muy similar a la de Hong Kong, al eliminar todas sus barreras arancelarias.

    1. Posibles efectos del TLC

En base a lo analizado en la sección anterior, se pueden diferenciar varias áreas principales para estudiar el posible impacto de un TLC con Hong Kong, a saber: comercio de bienes, comercio de servicios, inversiones, movimiento de personas y comercio electrónico.


Se ha recurrido a dos de los únicos tres acuerdos comerciales que Hong Kong tiene firmados -con China Continental y con Nueva Zelanda-, para conocer las posibles medidas de liberalización que se harían efectivas en un eventual TLC con Chile, recordándose el hecho de que Hong Kong mantiene una política comercial sin restricciones arancelarias de ningún tipo.
En general, los efectos de un TLC con Hong Kong vendrían dados por las mayores facilidades y seguridad para las inversiones chilenas; la mayor cooperación en materia de promoción comercial; y la transparencia y facilitación de los requerimientos para empresas chilenas que pretendan operar en esa región.

    1. Comercio de bienes

Como se ha visto, Hong Kong no aplica prácticamente ninguna barrera arancelaria a las importaciones desde ningún país. Por tanto, las posibilidades de aumento de las exportaciones desde Chile, por causa del establecimiento de preferencias arancelarias, son escasas. Sin embargo, Chile sí podría obtener en materia arancelario la certeza de que ningún impuesto aduanero sería aplicado en ningún momento por Hong Kong, ya que el 14% de su universo arancelario es susceptible de ser revisado al alza31. Con la firma de un TLC, Chile podría blindarse ante esta eventualidad.


En lo relativo a intentar aumentar las exportaciones de bienes en el marco de un TLC, la estrategia chilena podría estar encaminada hacia la puesta en marcha de iniciativas de promoción comercial para mejorar la comunicación y el conocimiento mutuo de los mercados nacionales, así como de propuestas de aprovechamiento de las potencialidades de exportación que ofrece Hong Kong, y que aún no han sido explotadas.
Para Hong Kong, sin embargo, sí existe un margen de potencial aumento de las exportaciones hacia Chile, como resultado del desmantelamiento arancelario que implicaría un TLC. En este sentido, según un análisis hecho en el marco de un grupo de estudio conjunto con Chile sobre la factibilidad de un TLC, el aumento estimado de las exportaciones desde Hong Kong hacia Chile sería del orden de un 14%32. Este incremento incluiría, tanto los efectos de la creación de comercio (aumento de intercambio comercial por la reducción arancelaria), como de la desviación de comercio (aumento del intercambio comercial por disminución de los precios relativos de las importaciones desde Hong Kong, respecto a los de otros países).
Si se plantea el posible escenario de una total eliminación de las tarifas arancelarias de Chile en 2015, según lo propuesto por la reforma tributaria solo habría que tener en cuenta el efecto del aumento de las importaciones, fruto de la creación de comercio y no de la desviación (desde el momento en que todos los países, al igual que Hong Kong, disfrutarían de un arancel 0). Bajo este supuesto la creación de comercio de los principales productos importados desde Hong Kong, redundaría en un aumento estimado del 5,5%33.
Al igual que Chile, Hong Kong podría potenciar el aumento de sus exportaciones por medio de iniciativas de promoción del comercio.

      1. Comercio de servicios

Ni Chile ni Hong Kong mantienen restricciones significativas al comercio de servicios34, estando este regulado por el GATS, que fue suscrito en el seno de la OMC. Partiendo de este hecho, los efectos del TLC estarían principalmente centrados en la reducción de las restricciones y la facilitación del comercio de bienes, más allá de lo establecido en el GATS vigente35. En este sentido, los aspectos de liberalización comercial a ser incluidos en un TLC entre Chile y Hong Kong, podrían ser considerados como un anticipo de lo que en gran medida Hong Kong ya ha ofrecido al resto de miembros de la OMC, pero que no se aprobaría sino hasta finalizada la Ronda de Doha36.


Una parte significativa de las restricciones al comercio no ocurre por medio de aranceles, sino de otras regulaciones específicas que no quedan reflejadas en los impuestos aduaneros. Por tanto, dada la naturaleza del comercio internacional de servicios, todavía existe espacio en la reducción de las restricciones al comercio de servicios, dentro del marco de un TLC Chile-Hong Kong.
Si se consideran las escasas barreras arancelarias de Hong Kong en el comercio de servicios y la regulación del GATS, cabría analizar los lineamientos generales establecidos en los acuerdos firmados por Hong Kong con China Continental y Nueva Zelandia37, respectivamente, a fin de conocer las potencialidades de avance en este ámbito.
En los acuerdos con estos dos países se establecen lineamientos generales para facilitar el comercio entre ambos, más allá de las medidas arancelarias. Es así como se reducen los impedimentos legales o técnicos para la exportación de servicios; se asegura el trato nacional a los proveedores de servicios de la otra parte; y se acuerda una cláusula de nación más favorecida, que establece que cualquier ventaja que obtenga un tercer país en el comercio de servicios, será automáticamente aplicada a la otra Parte, ya sea fruto de un acuerdo bilateral o de otro multilateral.
2.2.1 Reconocimiento de títulos profesionales y calificaciones
En el TLC entre Hong Kong y Nueva Zelandia se establece que las Partes harán esfuerzos por establecer el reconocimiento de títulos profesionales, calificaciones, experiencia y certificados obtenidos por los proveedores de servicios del otro país, para así facilitar la obtención de licencias para el comercio de servicios, en el caso de que fueran requeridas38.


  1. Servicios de educación

Se establecen los lineamientos generales para favorecer la cooperación y el intercambio entre instituciones reconocidas de servicios educacionales de ambas Partes, con miras a estrechar los lazos en esta área.





  1. Servicios financieros

En el TLC entre Hong Kong y China Continental, se establecen medidas menos exigentes en cuanto al capital mínimo necesario para operar en el sistema bancario de la otra Parte. También es interesante anotar que en las últimas medidas de liberalización añadidas al TLC entre estos dos países, se establece que Hong Kong apoyará a los bancos de China Continental para que aprovechen su territorio como plataforma financiera global, en el afán de poder desarrollar de mejor manera sus negocios a nivel internacional39.



    1. Inversiones

Hong Kong es una de las regiones del mundo que más inversión extranjera directa (IED) recibe y que más IED realiza40, pues muchos inversionistas lo consideran como una puerta de entrada a China y al resto de Asia, así como una puerta de salida hacia el resto del mundo. Por tanto, un aspecto central de un posible TLC vendría dado por las ventajas del tratamiento mutuo de la IED entre ambos países.


De todos modos, cabe mencionar que en los acuerdos firmados por Hong Kong con China Continental, Nueva Zelandia y EFTA, no se establecen medidas definidas de protección y promoción de inversiones41.
Las tendencias internacionales en este sentido, han apuntado a incluir en los TLC capítulos sobre tratamiento de inversiones, que en la práctica son muy similares a los Tratados Bilaterales de Inversión42, en los que se establecen medidas concretas sobre el tratamiento y protección de la IED de la contraparte y de las medidas específicas para resolver las controversias.

    1. Movimiento de personas

En el Acuerdo entre Nueva Zelandia y Hong Kong, se establecen facilidades para el movimiento de empresarios, asegurándose la transparencia en los procedimientos43. Esto es especialmente importante para el comercio de servicios, ya que en muchos casos necesariamente implica el movimiento de personas.


En particular Hong Kong establece medidas para facilitar la entrada de empresarios por períodos de noventa días; y de proveedores de servicios, por períodos de hasta doce meses44. De forma análoga, Nueva Zelanda permite la transferencia de personal desde Hong Kong dentro de una misma empresa, por períodos de hasta tres años45. Por lo mismo, con la firma de un TLC Chile podría obtener ventajas respecto a otros países en este ámbito.

    1. Comercio electrónico y gobierno

Se establecen medidas para facilitar el comercio y las transacciones electrónicas, intentándose poner en marcha aspectos como la interoperabilidad, las autenticaciones y los pagos electrónicos46.


El capítulo de comercio electrónico también establece iniciativas encaminadas a favorecer el “gobierno electrónico” (E-Government Initiatives), como un intento por mejorar la transparencia entre las regulaciones gubernamentales; optimizar la eficiencia administrativa entre las Partes, reduciendo por ejemplo la burocracia en papel en el comercio; y reducir las barreras técnicas al comercio, gracias a los mecanismos electrónicos47.
Anexo N° 1: Mapa político de Hong Kong

Fuente: http://www.atlasescolar.com.ar/mapa/hongkong.htm (Mayo, 2012).

1 ProChile. “Guía País: Hong Kong SAR”. ProChile. Disponible en: http://rc.prochile.gob.cl/sites/rc.prochile.gob.cl/files/documentos/documento_04_27_12151416.pdf, p. 1 (Mayo, 2012).

2 Ibídem, pp. 1,3.

3 Ibídem, p. 2.

4 Historia. Hong Kong. Disponible en: http://bcn.cl/igug (Mayo, 2012).

5 Artículo 3. Nº2.

6 Artículo 3 Nº 1.

7 Artículo 3 Nº 9.

8 Artículo 3 Nº 10.

9 “Elaboration by the Government of the People’s Republic of China of its Basic Policies Regarding Hong Kong”.

10 Artículo 1º.

11 Artículo 5º.

12 Artículo 151.

13 Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones. “Decisión Sobre Jurisdicción y Competencia del Tribunal de Arbitraje”. Procedimiento de arbitraje entre el Señor Tza Yap Shum (demandante) y la República del Perú (demandada). Caso n.o ARB/07/6, junio 2009. Disponible en: http://italaw.com/documents/TzaYapShum-DecisiononJurisdiction_001.pdf (Mayo, 2012).

14 Disponible en: http://english.people.com.cn/constitution/constitution.html (Mayo, 2012).

15 Hong Kong. Departement of Justice. “Treaties and internacional agreements”. Disponible en: http://www.legislation.gov.hk/choice.htm#mf (Mayo, 2012).

16 Artaza, Mario. “Sacándole la foto a Hong Kong y Macao”. p. 1. Disponible en: http://chileabroad.gov.cl/hong-kong/files/HONG-KONG-EN-REVISTA-CHICIT.pdf, (Mayo, 2012).

17 Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile. “Canciller (S) Schmidt se reúne con Presidente de Hong Kong Trade Development Council”. Disponible en: http://www.minrel.gob.cl/prontus_minrel/site/artic/20120221/pags/20120221163728.php (Mayo, 2012).

18 Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile. “Ministro (S) Schmidt se reúne con Donald Tsang”. Disponible en: http://www.minrel.gob.cl/prontus_minrel/site/artic/20120413/pags/20120413160600.php (Mayo, 2012).

19 Artaza, Mario. Op. cit., pp. 1-2.

20 Ibídem, p. 3.

21 El codeshare, o “código compartido”, es un acuerdo suscrito por dos aerolíneas para explotar conjuntamente una determinada ruta de vuelo.

22 ProChile. Cálculo hecho a partir de datos de ProChile. Disponible en: www.prochile.cl (Mayo, 2012).

23 Cálculo hecho a partir de datos de ProChile. Disponible en: www.prochile.cl (Mayo, 2012).

24 Cálculo realizado a partir de datos de ProChile. En el año 2010 y 2011, el superávit comercial generado por el comercio con Hong Kong fue de 2,35% y de 1,51%, respectivamente.

25 World Bank. A Sourcebook for Poverty Reduction Strategies, Washington, World Bank, 2002, Vol. 2 p. 31 (Mayo, 2012).

26 Hong Kong solo aplica impuestos al comercio de licores, tabaco, hidrocarburos y alcohol metílico importados o manufacturados en el país. El impuesto a los licores de más de 30º es del 100%. También se aplica un impuesto al registro de vehículos.

27 DIRECON. Hong Kong, China – Chile. “Joint study group on the feasibility of a free trade agreement”. Julio de 2009, p. 31. Disponible en: http://www.direcon.gob.cl/sites/www.direcon.gob.cl/files/bibliotecas/HKC_Feasibility_Report_clean%20_April_2010_.pdf (Mayo, 2012).

28 Ibídem., pp. 42-43.

29 En la actualidad el 89% de las importaciones chilenas proviene de algún país con acuerdo comercial. DIRECON. Comercio Exterior de Chile. Cuarto trimestre 2011. Anexo estadístico, Febrero de 2012, p. A6. Disponible en: http://www.direcon.gob.cl/sites/www.direcon.gob.cl/files/bibliotecas/Anexo%20estadistico%20Informe%20C%20Exterior%204trimestre%202011.pdf (Mayo, 2012).

30 El arancel efectivo para los países con los que existe un TLC, no es del 0%, ya que las rebajas arancelarias se implementan de forma gradual, en función de las sensibilidades de cada país, pudiéndose mantener, en algunos casos, algunos aranceles muy concretos.

31 En la práctica, esto significa que cualquier eventual revisión al alza de los aranceles de productos, que a pesar de estar libres de gravamen podrían ser aumentados de forma inmediata a criterio de Hong Kong, no afectaría a Chile. Ministry of Foreing Affairs and Trade New Zealand. The New Zealand – Hong Kong, China Closer Economic Partnership, Ministry of Foreing Affairs and Trade New Zealand, Wellington. Abril de 2010, p. 14, N° 1. Disponible en: http://www.mfat.govt.nz/downloads/trade-agreement/hongkong/nz-hk-cep-publicity-booklet.pdf (Mayo, 2012).

32 Hong Kong, China – Chile joint study… Op. cit., p. 62. Esta cifra es bajo el supuesto de que el arancel general hacia Hong Kong pasaría de un 6% a un 0%.

33 Ibídem, p. 63.

34 Ibídem, p. 66.

35 El actual GATS empezó a regir en enero de 1995, al término de la Ronda de Uruguay, estando actualmente en discusión, en el seno de la OMC, materias como la ampliación de la liberalización del comercio de servicios dentro de la Ronda de Doha, iniciada en 2001, y virtualmente bloqueada hasta la fecha.

36 El acuerdo de la OMC que se adopte en la Ronda de Doha, que incluye el nuevo acuerdo GATS, debe ser aprobado como un paquete único, por lo que lo ofrecido por Hong Kong al resto de países de la OMC no entraría en vigor hasta que concluyese la mencionada Ronda.

37 Hong Kong ha firmado dos Acuerdos (Closer Economic Partnership Arrangements) para fortalecer las relaciones económicas con Nueva Zelandia (entrando en vigencia en enero de 2011) y con China Continental (firmado en junio de 2003), además de un TLC con la European Free Trade Association (EFTA, compuesta por Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza. Firmado en junio de 2011). A pesar del nombre de los acuerdos firmados con China Continental y Nueva Zelandia, en la práctica estos convenios tienen las mismas características de un TLC.

38 Hong Kong – New Zealand Closer Economic Partnership Agreement (CEPA HK-NZ), pp. 121-122. Disponible en: http://www.tid.gov.hk/english/trade_relations/hknzcep/text_agreement.html (Mayo, 2012).

39 Hong Kong – China Supplement VIII to CEPA (firmado el 13 Diciembre de 2011), p. 3. Disponible en: http://www.tid.gov.hk/english/cepa/legaltext/files/sa8_main_e.pdf (Mayo, 2012).

40 En concreto, en el año 2010 fue el tercer país que mayor IED recibió (US$69.000 millones), por detrás de EE.UU. y China; y el cuarto que más IED realizó en el exterior (US%76.000 millones), por detrás de EE.UU., Alemania y Francia. Datos extraídos de la Conferencia de Naciones Unidas para el Comercio y el Desarrollo (UNCTAD). Disponible en: http://unctadstat.unctad.org (Mayo, 2012).

41 En el CEPA HK-NZ se determina que, en un plazo de dos años desde la entrada en vigor del Acuerdo, se completarán las negociaciones de un convenio sobre inversiones.

42 UNCTAD. World Investment Report 2010. Nueva York y Ginebra. United Nations. 2010, p. 86-88. Los Tratados Bilaterales de Inversión son una herramienta muy utilizada a nivel internacional, desde la década de 1990, operando a partir de la creación de un marco jurídico estricto, que permita asegurar a la IED un tratamiento en condiciones al menos tan favorables como para la inversión nacional y la regulación de los procedimientos judiciales en caso de incumplimiento, permitiendo en general recurrir a órganos de arbitraje internacional.

43 Hong Kong – New Zealand Closer Economic Partnership… Op. cit., p. 225. Las medidas acordadas en este ámbito no son aplicables a las personas que viajan con intención de entrar definitivamente en el mercado laboral del otro país.

44 Ibídem, pp. 233-234.

45 Ibídem, p. 240.

46 Ibídem, pp. 69-70.

47 Ibídem, pp. 71-72.

Biblioteca del Congreso Nacional. Contacto: Samuel Argüello. Asesoría Técnica Parlamentaria. sarguello@bcn.cl, Anexo: 3191 Valparaíso. 22/05/2012. Equipo de trabajo: Christian Finsterbusch, Juan Pablo Jarufe.



Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal