Luis Martín Trujillo Flórez La construcción de materiales educativos, una competencia para el docente del siglo XXI



Descargar 117.7 Kb.
Página2/3
Fecha de conversión14.11.2017
Tamaño117.7 Kb.
1   2   3

Conocer qué es un modelo instruccional: este modelo lo determina la institución educativa en la que labora el docente, en la medida que este diseño este bien estructurado mejor será su eficiencia educacional. Un diseño instruccional, según Gil Arocha (2009) es un proceso sistemático, planificado y estructurado, que se apoya en una orientación psicopedagógica del aprendizaje para producir con calidad, una amplia variedad de materiales educativos (unidades didácticas) adecuados a las necesidades de aprendizaje de los estudiantes y coherentes con el currículo escolar vigente. Un buen diseño debe permitir una evaluación apropiada del impacto de los materiales educacionales sobre los procesos de construcción de conocimientos por parte del alumno. Este diseño debe adaptarse fácilmente las nuevas tecnologías, a las prácticas educacionales regulares, y a los modelos pedagógicos que adopte la institución.
Competencias en estructuración de multimedias:
Este proceso se refiere a la planeación navegacional, a la redacción de los contenidos y a la elaboración del material como tal. Las competencias necesarias para este proceso son:

  • Esquematizar la información por medio de mapas

  • Conocer la narrativa audiovisual

  • Redactar textos y microcontenidos

  • Tener bases de diseño gráfico y composición

  • Desarrollar la creatividad.


Esquematizar la información por medio de mapas: esta es una de las competencias del hacer básicas en el docente de hoy, no sólo para elaborar materiales didácticos sino para manejar el volumen de información. Este procedimiento se emplea en muchos procesos educativos y se conoce como el mapeo. Un mapa es un “recuso esquemático” útil para estructurar los contenidos, de esa manera diseñar las rutas de aprendizaje, la secuencia de los contenidos y de las actividades, además ofrece la navegabilidad y enlaces dentro del material, permitiendo así hacer la planeación del proceso de aprendizaje. El mapa muestra de forma gráfica muestra cómo van interconectadas las cajas o unidades, y los nodos que componen a las unidades de información.
Un material dentro del mapa o esquema siempre debe tener varias rutas o enlaces para recorrerlo, es importante resaltar que la ruta debe ser progresiva, que denote el avance del estudiante indiferente al camino que este utilice para navegarlo. En la mayoría de los casos el enlace se representa como una flecha de flujo que nos muestra la dirección hacia dónde va la información, en los materiales se evidencia como hipervínculos, menús o botones de navegación.
El mapa posee algunas características, que pueden señalarse así:

  • Organiza el material en unidades o agrupaciones de carácter integrador, de tal manera que cuando se activa una de ellas, también se activa el resto.

  • Segmenta las unidades en subunidades que se encuentran interrelacionadas.

  • Estructura de forma serial y jerárquica los contenidos.

  • Prepara los nodos y predispone los contenidos de los textos y los guiones multimedia


Conocer la narrativa audiovisual: el relato es tal vez una de las formas más antiguas del hombre para transmitir los conocimientos y tiene tanta vigencia como en la antigüedad, entonces si tenemos un aliado tan poderos porque no aprovecharlo dentro de los materiales educativos. El relato tiene una doble función, la primera generar una urdimbre entre los conocimientos, los contenidos y los intereses de los estudiantes. La segunda función es integradora y se genera una continuidad narrativa que lleva a los estudiantes a diversos estados, tanto de aprendizaje como de motivación, de tal forma que se aumente la persuasión del material en ellos.
En todos los materiales hay nodos de información y nodos de actividad. Los nodos de información son contenidos compuestos por textos o microcontenidos y objetos o recursos multimedia como video, audio, etc. Pueden ser mixtos, sólo texto o sólo contenido multimedia que se redactan a través de guiones. Los nodos de actividad son los encargados de desarrollar y proponer actividades para el estudiante. Sin embargo un material con una serie de nodos que no tienen una unidad narrativa no desarrolla aprendizaje porque no tiene una secuencialidad necesaria para que el estudiante vaya de forma progresiva.
En la elaboración de materiales educativos se tienen dos tipologías textuales muy marcadas: el texto y el guion. En los nodos es normal hallar una parte textual y otra de contenido multimedia. La parte textual son los documentos y microcontenidos, mientras que la parte de multimedia se construye por medio de guiones. Cuando se va a redactar los textos de un material educativo toca pensar si este será totalmente audiovisual (video, audio, animación), es decir, requiere de un guion para elaborarse. O si va ser netamente textual (texto con imagen), en este caso la redacción desarrolla los contenidos y se combina con las imágenes, aproximándose más a la redacción de un texto académico. En cambio un material multimedia tiene un entramado más cercano a una obra cinematográfica donde el docente presenta los contenidos en escenas y se construye por medio de un guion, que es una historia contada en imágenes con diálogos y descripciones, fragmentada por unidades narrativas llamadas escenas y secuencias; escrito con la intención de ser trasladado a un soporte audiovisual. Cuando se inicia a hablar de narrativa audiovisual se empieza a hablar de escenas, en el cine la escena es una unidad de información que desarrolla la historia, la escena es un fragmento de la narración que desarrolla en continuidad en un mismo escenario y su avance cronológico ha de ser lineal y continuo. Un conjunto de escenas por la misma idea conforman la secuencia.
En el material educativo podemos hablar de nodos, una serie de nodos constituye una caja o unidad de aprendizaje, y un grupo de cajas constituye un objeto de aprendizaje, una serie de objetos constituye un material educativo. Se hiciéramos un paralelo entre el guion y un material educativo hablaríamos de la escena como un nodo y la secuencia como una unidad o caja.
Hay cinco principios muy útiles en la elaboración de materiales y nacen desde la narrativa audiovisual:

  1. Principio de sorpresa y coherencia: el estudiante en la medida de lo posible no debe prever lo que viene en cada una de los nodos, pero el hecho de que lo sorprendamos no significa que cada escena no tenga nada que ver con la anterior, ya que si él no siente una coherencia probablemente abandone el material porque no le encuentra un sentido lógico. El desarrollo narrativo descansa sobre dos pilares: expectativa del estudiante por lo que viene y conexión lógica, relación de cada nodo con el anterior.

  2. Principio de atención: cualquier material debe mantener la atención sostenida, para ello el material se sostiene en los contenidos y en la interface. La interface hace que se active la atención afectiva, los contenidos activan la atención cognitiva, es decir, los contenidos centran el interés y la interface la percepción sensorial. Para esto se recomienda construir los contenidos de los textos basados en microcontenidos.

  3. Principio de economía: se centra en que el estudiante siempre debe estar ocupado en el material, no tiene sentido un nodo que vaya en él y se pueda extraer porque no aporta al tema. Economía se refiere entonces a que el estudiante encuentre un material ágil que no le permita aburrirse. Un docente novato en la elaboración de materiales probablemente elabore guiones demasiado explícitos con los cuales el estudiante se sienta incómodo intelectualmente. No hay que dar toda la información en un solo nodo, tampoco mostrar todo de manera explícita, hay que permitir que el estudiante realice sus descubrimientos. Los estudiantes actuales exigen guiones agiles similares a los que pueden encontrar en la web, en un video juego, o en una aplicación altamente interactiva como las que puede descargar en los dispositivos móviles.

  4. Principio de crescendo: el crescendo en el cine es una serie de escenas que nos llevan a un climax, los nodos de un material educativo pueden diseñarse de esa forma, llevando al estudiante y guardando lo mejor para el final. Las escenas o nodos en crescendo son útiles cuando quiero motivar al estudiante y sumergirlo en el contenido. Otra forma es construir las escenas en crescendo con picos dramáticos, con partes de tranquilidad narrativa que son útiles cuando necesito que este reflexione, medite y concluya. Si este principio no se da el material se siente plano poco versátil.

  5. Principio de unicidad: A pesar de las sorpresas que le demos al estudiante, de la coherencia, también es necesario un principio de unicidad, es decir, unas características constantes comunes en todo el objeto. Para este principio se aplican unas normas de diseño gráfico regulares en la elaboración de los contenidos.


Redactar textos y microcontenidos: En la construcción de textos escritos hallamos el texto expositivo, descriptivo, argumentativo, que desarrolla la parte cognitiva a través de la exposición de ideas y conceptos por medio de la argumentación, además una comunicación persuasiva para llegar al estudiante a través de la narración. Significa que el docente debe ser competente en la escritura de los tres. Los textos aquí referidos corresponden al desarrollo temático de cada unidad dentro del material. Algunos expertos recomiendan que los textos en los nodos sean breves y traten lo más relevante del tema, se debe incorporar gráficos que ilustren la comprensión del contenido. Estos textos sucintos se conocen como microcotenidos, desarrollados por T. Hug, A. Drexler, W. Hagleitner, que desarrollan aprendizaje por medio de unidades pequeñas y actividades de aprendizaje a corto plazo.
De acuerdo a Guzmán (2007) para redactar los “contenidos” se propone que estos tengan:

  1. Componente Motivacional: se escribe el texto buscando resolver dos preguntas: ¿Para qué sirve en la vida este tema?, ¿En qué lo puede aplicar?, esto le permite al estudiante ubicarse en un contexto y mirar si lo que va a ver en el material está acorde con sus intereses.

  2. Desarrollo de cada una de las unidades temáticas: en esta parte va el desarrollo de contenido propiamente dicho, integrado por párrafos o bloques interconectados entre sí. El contenido textual se divide en:

    • Títulos y subtítulos: deben ir según la jerarquía y la importancia de los temas.

    • Desarrollo textual de los temas.

    • Ejemplos, ejercicios o casos de aplicación práctica.

    • Síntesis de cierre del tema que refuerce y resuma lo más destacado.

    • Actividades auto-evaluativas propuestas al estudiante para que conozca sus avances, la asimilación cognitiva, el rendimiento académico y el manejo de apoyos.

    • Glosario de términos y Bibliografía: se incluye si es necesaria para la unidad.


Escribir guiones multimedia: La redacción de los guiones es posterior a la de los contenidos, porque en la mayoría de casos, cuando se escriben los contenidos se esclarece el tipo de material multimedia que se necesita. Para la construcción de un guion se piensa en escenas, por eso es tan importante saber cómo se va a contar la historia, porque la secuencia se narra escena por escena.
A veces se manejan materiales multimedia embebidos en los nodos, subescenas que suceden dentro de cada una de las escenas. En este caso es recomendable redactar el texto que va en la escena, y luego redactar el guion de la subescena, especificando muy bien las interacciones que esta tendrá. Para ello se hace una descripción de la escena y lo que va acontecer en ella. Es importante aclarar que el material multimedia no es un texto vuelto video, porque es común a la hora de redactar un guion que el docente termine traspasando los textos que ha escrito en catillas en sus guiones, cuando la concepción de los dos son totalmente diferentes. A continuación algunos consejos para redactar guiones:

  • Emplear el punto de giro, donde la historia a partir de un suceso o una acción cambia de forma drástica. Esto le permite al estudiante refrescar su recorrido en el material.

  • La normalización de los guiones permite un buen trabajo de producción.

  • Utilizar la escena más tópica es un buen consejo para hacer un guion, es tomar de la misma escena como base, y desde allí se hacen las transiciones a las otras, los pasos son predecibles, pero hay pasos donde son totalmente sorprendentes, eso le da uniformidad al objeto y le permite al estudiante cierto grado de sorpresa.

  • El guion multimedia tiene tres componentes: discurso (logos), drama (pathos) y mensaje moral (ethos).

  • Es valioso crear un héroe que inspire la narración.

El guion debe cumplir las siguientes funciones: didáctica, psicológica, comunicativa, gnoseológica y cibernética.

  • Función didáctica: propiciar la búsqueda de otros contenidos o la profundización de los que se presentan. El estudiante por medio del material debe aprender a buscar por sí mismo grados superiores de su conocimiento y llegar a ellos.

  • Función psicológica: debe motivar en el estudiante profundizar el tema, retar la creatividad, investigar de acuerdo a sus intereses.

  • Función comunicativa: debe fortalecer su proyección como ente social y facilitar la comunicación con los demás, asimismo propiciar conexiones que conduzcan a la construcción de una red.

  • Función gnoseológica: debe generar en el estudiante razones para investigar, organizar, planificar y controlar su aprendizaje. En lo posible incentivar el pensamiento alternativo y la toma de decisiones.

  • Función cibernética: aunque el estudiante desarrolle su actividad de manera autónoma, la orientación inicial y el control final corresponden al autor o guionista.


Tener bases de diseño gráfico y composición: Así como la realización de un guion tiene un proceso estructurado, el diseño gráfico presenta múltiples valores importantes para el material didáctico, en primera medida se piensa en la navegabilidad, es decir, cómo el estudiante va a recorrer el material. Por otro lado se estructura una interface que decide cómo lucirá el material, hoy en día nuestros estudiantes tienen una inteligencia visual más compleja por ello la forma como luce un material es primordial para ellos, si un material es atractivo desde lo visual, esto tendrá gran impacto en la motivación. Además, los materiales entre más intuitivos mejor, porque no complicarán al estudiante preocupándose por la navegación alejándolo del aprendizaje.
Algunos saberes valiosos que nos da el diseño para la elaboración de materiales:


  • Maqueta base o página maestra: es el primer nodo donde aparece el estilo y las características ideadas para todo el material, también se conoce como la página base cuando hablamos de páginas web. En ella debe ir la estructura general de navegación dentro de la interface. Esta maqueta base nos permite mantener una unidad visual acorde con la coherencia narrativa que se trató anteriormente. Todo el maquetado posterior tomará automáticamente el mismo estilo y formato que la maestra. Esto aplica tanto para materiales escritos como multimedia, no significa que sea el mismo diseño, se refiere que tanto para textos escritos como para objetos multimedia debe hacerse páginas maestras para la uniformidad visual. Una página maestra se compone de:

  • La orientación.

  • El número de columnas y el tamaño de estas.

  • La separación existente entre ellas (el medianil).

  • El color y formato del texto (tipografía y tamaño), los titulares, cabeceras, pies de imagen, etc.

  • El uso de las imágenes como fondo en todas las páginas (marcas de agua) y demás elementos ornamentales, tales como los filetes decorativos, etc.

  • Distribución de texto e imágenes: es importante que el docente maneje la distribución de los espacios y de los diversos elementos que componen el documento. Habitualmente, se realizan los bocetos de posibles distribuciones del espacio hasta llegar a la alternativa más adecuada. Se busca organizar el lugar donde irá el texto, los botones de navegación, las imágenes, los videos. Esta distribución le da un orden al estudiante para abordar el material.

  • Diagramación: para elaborar la maqueta es necesario hacer un proceso de diagramación que es la forma de organizar el contenido según formas comunicantes y convincentes, teniendo en cuenta los valores estéticos. Los elementos que participan en la diagramación del contenido son: el texto (tipografía), la imagen (fotografía, ilustración, video, etc.) y el campo visual (composición del nodo). Estas tres unidades no pueden funcionar independientemente, sino relacionándose unas con otras. Para la diagramación es importante tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • Legibilidad tipográfica: la puesta de texto e imagen en un nodo y debe presentar fundamentalmente comodidad para el lector. El grado óptimo de legibilidad se da cuando el contraste entre tipografía y fondo es máximo, es decir, blanco sobre negro o viceversa. Se debe escoger una familia topográfica legible y sobre todo que no agote al ojo en la lectura.

  • Imagen: la imagen puede ser abordada de diferentes maneras, ya sea fotografía, gráfico o ilustración, puede ser retocada para que sea acorde con el objeto, puede ser para profundizar el contenido o para motivar al estudiante, lo importante es que la imagen tenga siempre un propósito dentro del nodo.

Son múltiples los aportes del diseño a la elaboración de materiales, la división de los espacios, las márgenes para ver acorde el contenido, los formatos o estándares con los que se elabora el material, las jerarquías visuales y la composición que es la distribución de todos los elementos que incluiremos en un diseño de forma equilibrada. Se escogen los elementos y después se distribuyen. La importancia de los elementos las define la posición que ocupe con respecto a los otros elementos. Por ejemplo si queremos hacer destacar un elemento en concreto, lo colocaremos, en el centro. En toda composición, los elementos a la derecha tienen mayor peso visual, y nos transmiten sensación de avance. En cambio, los de la izquierda, proporcionan una sensación de ligereza. Igual sucede de forma vertical, lo que se ubique en la parte superior da mayor ligereza visual, mientras que los elementos en la parte inferior transmitirán mayor peso visual.


Este punto del diseño gráfico en los materiales es crítico, la mayoría de los docentes lo desconoce, y es normal porque no han tenido fundamentación al respecto. Si bien no es el papel del docente, esta falencia se ve muy marcada en materiales como diapositivas, páginas web, blogs, que emplea de manera regular con sus estudiantes. Materiales con muchos colores y con unas distribuciones donde los textos no se ven, o con textos diminutos o textos sobre las imágenes completamente ilegibles, tipografías combinadas con colores que en lugar de interesar al estudiante terminan alejándolo, materiales sobrecargados de información que sólo distraen a los estudiantes. Por eso es muy importante trabajar fundamentos de diseño gráfico en la formación docente, así sea un curso electivo, complementario o de profundización, porque el docente a diario elabora materiales para sus clases, conferencias, sustentaciones. Pues así el material sea interesante en su contenido sí visualmente es desastroso crea una barrera con el receptor del mismo.
Desarrollar la creatividad: esta tal vez sea la exigencia más importante para el docente, o una de las competencias que más se deben trabajar en la formación, no tanto para la elaboración de material sino para su desempeño profesional, a diario hablamos de la innovación educativa pero los cursos al respecto son escasos, además en el estudio de la creatividad encontramos las inteligencias múltiples que tienen alta incidencia en la creación de acuerdo a las dominancias cerebrales y pueden incidir en el aprendizaje. Por otro lado, es importante ejercitar en los docentes el pensamiento lateral para que puedan enseñar a sus estudiantes a pensar de diversas formas. Otro aporte de la creatividad en la educación es la resolución de problemas desde el análisis y no desde la fórmula. La posibilidad de la estructuración y unión de las partes con un todo.
Otro aporte no propio de la creatividad pero muy relacionado a esta es el pensamiento complejo que refiere a la capacidad de interconectar distintas dimensiones de lo real, crear algo es hacer interconexiones hasta obtener algo nuevo o diferente, por eso es fundamental que el estudiante pueda desarrollar la capacidad de interconectar todo lo que aprende. También es primordial que el docente al momento de elaborar material pueda interconectar hechos u objetos multidimensionales, con componentes aleatorios, de esa manera enriquecer los materiales y que estos propendan por un enfoque transdisciplinario y holístico.
Para centrar la conversación en la elaboración de materiales desde la creatividad y el pensamiento complejo, vale la pena iniciar las siguientes preguntas: ¿Quién es su estudiante?, ¿A cuántas redes sociales pertenece?, ¿Qué tipo de comics lee?, ¿Cuál es su video juego favorito?, ¿Qué videos ve de youtube?, ¿Cuáles son las páginas web que consulta?, ¿Cuáles son las aplicaciones que descarga en el celular?, ¿Cuál es su héroe favorito?, porque toda esa información sirve para construir los materiales. Por ejemplo si juega en consolas como WII porque no hacer un material en forma de juego con escenarios e interacciones 3D donde la finalidad del juego es el aprendizaje. ¿Muy descabellado?, si un juego de video le ofrece unas instrucciones, el estudiante ingresa en un mundo, tiene que cumplir ciertas tareas, eso le permite llegar a otro nivel, en el siguiente nivel encuentra otras actividades de mayor dificultad, si no las supera vuelve a jugar hasta que las supera, luego entra en otro nivel hasta que termina el juego. Pero no queda allí, el docente va a dar una clase y le incluye a su material personajes conocidos, de inmediato el material adquiere otro significado y otras dimensiones. También el docente puede elaborar materiales por ejemplo en forma de comic o caricatura, o animación donde combina diversos lenguajes para comunicarse más fácilmente con sus estudiantes. En resumen, un espacio donde se puede explotar y se necesita la creatividad es en los materiales, para llegar a la motivación, para salir de los lugares comunes, para retarnos como docentes.
Competencias comunicativas:
Para todo docente es necesario tener buenas competencias comunicativas (lectura, escritura, habla y escucha), para la elaboración de materiales debe manejar el lenguaje escrito para la redacción de los contenidos y los guiones, asimismo aprovechar para incentivar la motivación. A su vez, el docente debe procurar que los materiales manejen contenidos audiovisuales, gráficos e icónicos con el fin de lograr la comunicación efectiva por múltiples medios. Además las competencias del habla son importantísimas en la construcción de videos, videoconferencias, presentaciones efectivas, comunicación eficaz, argumentación oral para la sustentación de sus tesis. Sin hablar de otras competencias que no son comunicativas sino complementarias que también requiere el docente como el manejo de cámaras, metodologías para las presentaciones, entre otras. Además de la mediación por cámara para encuentros sincrónicos, o para la grabación en un estudio con fondos 3D superpuestos desde su computador con una cámara web, o estudios de televisión para emisiones y grabaciones de sus clases. Todo este tipo de conocimiento se hace necesario para el docente con los recientes requerimientos tecnológicos

Compartir con tus amigos:
1   2   3


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal