La gestión y la convivencia escolar



Descargar 266.84 Kb.
Página1/4
Fecha de conversión24.12.2017
Tamaño266.84 Kb.
  1   2   3   4



LA GESTIÓN Y LA CONVIVENCIA ESCOLAR
según la Propuesta

Educativa Salesiana

Los Inspectores e Inspectoras de Argentina tenemos el agrado de presentar a las comunidades educativo pastorales, a los equipos inspectoriales y a los equipos de animación-gestión y acompañamiento el texto de «La gestión y la convivencia escolar según la Propuesta Educativa Salesiana».


En el año 2001 aparecía La gestión y la convivencia, “ad experimentumpor tres años, elaborado en continuidad con La Propuesta Educativa de las Escuelas Salesianas. Durante varios años, los Coordinadores Inspectoriales del Sector Escolar, que constituyen el Secretariado Argentino Salesiano. Sector Escolar (SAS Escolar), reflexionaron y trabajaron en la reformulación del contenido a raíz del nuevo contexto educativo argentino. Ese trabajo concluyó en marzo del 2009.
La reflexión y elaboración a lo largo de varios años se inició con los aportes de cada una de las Inspectorías a partir de las experiencias de las Escuelas y del nuevo contexto en el que se desarrolla la propuesta educativa y pastoral de la escuela salesiana en Argentina (Ley de Educación Nacional, Ley de Financiamiento Educativo, Ley de Educación Técnico Profesional y Leyes Provinciales de Educación) a lo que se agregan las reflexiones de la “Escuela Salesiana en América”.
Este texto ofrece una visión actualizada de la reflexión, la normativa y la praxis de la propuesta educativa de la escuela salesiana. Está organizado en tres grandes secciones: Principios y normas generales de convivencia, Protagonistas de la convivencia escolar y La convivencia y los conflictos. Recomendamos leer las claves “hermenéuticas”, que ayudarán a la comprensión, reinterpretación y apropiación de los temas expuestos en La gestión y la convivencia: Animación-gestión y acompañamiento; Protagonismo de los miembros de la CEP; Construcción compartida, Compromiso personal y responsabilidades colectivas, y Dimensión política de la animación-gestión.
Hacemos llegar este Documento a las Escuelas con la intención de mantener abierto este proceso de reflexión y diálogo constructivo, convencidos de que se trata de un servicio de articulación, resignificación, reinterpretación y búsqueda de acuerdos que hagan de nuestra tarea educativo-pastoral un testimonio de comunión en Argentina.

Conferencia de Inspectores e Inspectoras de Argentina

Salesianos de Don Bosco e Hijas de María Auxiliadora

A MODO DE INTRODUCCIÓN.


La gestión y la convivencia, fue un documento elaborado en continuidad con La Propuesta Educativa de las Escuelas Salesianas y fue aprobado ad experimentum por los Inspectores e Inspectoras de Argentina. Esta versión que presentamos ahora fue revisada y actualizada durante dos años por el SAS Escolar en base a la experiencia vivida por las Escuelas y a raíz del nuevo contexto en el que se desarrolla la propuesta educativa y pastoral de la escuela salesiana en Argentina.

El texto está organizado en tres grandes títulos:



  • principios y normas generales de la gestión y convivencia,

  • protagonistas de la gestión y convivencia escolar y

  • la gestión, la convivencia y los conflictos.

A fin de facilitar la lectura del documento hemos intentado elaborar algunas (que no son todas) claves “hermenéuticas” que ayuden a la comprensión, reinterpretación y apropiación de los temas expuestos en La gestión y la convivencia. No se trata de una propuesta de lectura lineal de los títulos y temas desarrollados sino que son claves que entrecruzan todo el texto. Las claves son:

  • animación-gestión y acompañamiento

  • protagonismo de los miembros de la CEP,

  • construcción compartida, compromiso personal y responsabilidades colectivas, y

  • dimensión política de la animación-gestión.

Brevemente desarrollamos algunas ideas asociadas a cada clave.

1. Animación-gestión y Acompañamiento: Para nosotros la “animación” y la “gestión” son inseparables.1 En La Propuesta Educativa de las Escuelas Salesianas la animación es el estilo de gestión por el que se ha optado. Esto significa que la “animación-gestión” es la característica de la propuesta salesiana y configura su organización como escuela, las instancias de toma de decisión y los procesos de participación que resultan de la implicación y el compromiso de todos los miembros de la CEP.

Parafraseando la expresión de Egidio Viganó, para nosotros los procesos de conducción y gobierno, organización y administración, entre otros procesos educativos pastorales, siguen la lógica de “animar gestionando y gestionar animando”. En la escuela salesiana no puede haber animación que no sea gestionadora de experiencias personales y de grupos, ni existir gestión que no sea animadora de la vida de las personas y las instituciones. Es decir, en la escuela salesiana todos los recursos y procesos están orientados a la búsqueda de las mejores condiciones posibles para todos los que integran la comunidad educativa. Con el aporte, la participación y la responsabilidad de todos ellos, contribuimos al crecimiento de la vida de la CEP, en un clima de amabilidad y reconocimiento que prioriza a la persona y que hace gustosa la pertenencia a dicha comunidad y el compromiso con ella.

2- Los sujetos en la CEP son protagonistas. La escuela actual, surgida de la modernidad, tiene un marcado sesgo nivelador, y por eso mismo, por nivelador, no siempre justo. Como escuela salesiana estamos siendo invitados a “otra escuela” que valore la vida que fluye, que aprecie y respete la diversidad de concepciones de vida, que asuma las exigencias de trayectos y propuestas diferenciadas adaptadas a los sujetos y al contexto. Una escuela que se mueve ella misma en un ambiente juvenil (donde conviven jóvenes y adultos) que la transforman en el espacio de la vida, en el lugar de los jóvenes. La escuela salesiana se convierte así en una construcción social de la experiencia, una experiencia común constituida de manera participativa que tiene como finalidad hacer posible la inclusión de un sujeto inconmensurable en un contexto social que lo motiva y ayuda a construir y construirse desde las diferencias.

La propuesta educativa salesiana significa, para nosotros, trabajar la calidad de las relaciones interpersonales en la vida cotidiana para tejer una red de articulaciones subjetivas y vínculos profundos que contribuyen a fortalecer a los sujetos en la autoestima, la valoración de los demás, la justa ubicación en la trama institucional y el desarrollo de las capacidades de cada uno, en el concierto de la Comunidad Educativo Pastoral.

3- Como escuela salesiana en la argentina estamos invitados a pensar (y hacer) nuevas maneras de animación-gestión y acompañamiento. La idea de la escuela como un territorio en construcción (y no como la organización y regulación escolar a priori) posibilitaría la flexibilización de formas escolares en desuso, la invención de nuevas maneras de organización, distribución de responsabilidades y funciones de la gestión, la inclusión de los alumnos y la consideración de las capacidades diferentes, la definición de los límites y las responsabilidades en la convivencia cotidiana, los criterios de ingreso a la institución y la admisión de la diversidad, las posiciones de los cuerpos y los efectos sociales de la vestimenta, los usos y costumbres, etc2.

Considerar a la escuela como un territorio de experiencias de jóvenes (alumnos y otros jóvenes) y adultos (directivos, padres, vecinos, docentes, obreros, comerciantes, empresarios, etc.) implica hacer de ella un espacio social en construcción permanente.3 Una construcción donde los protagonistas de la convivencia participan según sus roles y responsabilidades de toda la vida de la CEP.

4- Si bien es cierto que la animación-gestión y acompañamiento comprende muchos aspectos técnicos (competencias y habilidades de liderazgo, eficacia organizativa –burocracia-, determinación de objetivos, resultados comprobados y rentabilidad, resolución de conflictos, etc.), también no es menos cierto que la animación-gestión y acompañamiento es un acto político de creación “cultural”, en tanto que la organización es una construcción social y política, un entramado de creencias, valores, símbolos y rituales. Gestionar-animar es hacer que las cosas sucedan.4 La revisión de los procesos de gestión y de organización, el monitoreo de las cuestiones de estructura y administración, la orientación de los alumnos y las condiciones sociales de la convivencia cotidiana requieren una decisión política. Obviamente una decisión política conlleva la necesaria toma de decisiones y la transformación de los aspectos detectados como deficitarios. No sería correctamente político, realizar diagnósticos y detectar problemas o aspectos positivos si no hay una decisión por el cambio institucional o por la consolidación de los procesos iniciados.

Una animación-gestión y acompañamiento de calidad se apoya en la creación de estructuras de participación flexibles y de toma de decisiones compartidas logrando la implicación de todos en las cuestiones escolares y pastorales en un proyecto global. Se trata de un liderazgo múltiple, por los diferentes planos en los que los protagonistas actúan, como por ejemplo: facilitador de aprendizajes institucionales, aporte innovador al currículum, iniciativas en cuestiones de administración y economía, motivador de procesos de maduración personales, catalizador de iniciativas variadas, etc. La animación-gestión y acompañamiento es inevitablemente una acción política porque tiene que lidiar con puntos de vista diversos, y a veces enfrentados, y buscar consensos y acuerdos en función de la calidad integral de la escuela salesiana.


Tenemos muchas expectativas de que este documento no quede en la “letra” sino que pueda posibilitar a la CEP el inicio de procesos de conversión y transformación de las personas y las instituciones al servicio de los jóvenes de Argentina que confían, valoran y siguen optando por la propuesta educativa de la escuela salesiana. También tenemos esperanzas en la utilidad del texto para los procesos de reestructuración que los salesianos están llevando a cabo en el territorio nacional.

SAS Escolar



PRESENTACIÓN


Este documento pretende ser el marco de referencia institucional de las Escuelas5 de los Salesianos de Don Bosco (SDB) y de las Hijas de María Auxiliadora (HMA) de la República Argentina, que están organizadas por regiones o provincias religiosas denominadas Inspectorías.

Su objetivo es sistematizar la identidad, competencia y responsabilidades de todos los miembros de la Comunidad Educativa Pastoral (CEP) escolar, inspirado en el Ideario y especialmente iluminado por tres criterios fundamentales:



Valor supremo de la persona, como imagen de Dios, una, única e irrepetible, imposible de reducir a una parte de la naturaleza o a un elemento anónimo de la sociedad, que posee en sí misma una nobleza inviolable, que debe ser respetada sin condiciones.

Centralidad del alumno6, sujeto de su propio desarrollo, es quien da sentido y razón de ser a toda la comunidad educativa y a sus componentes.

Estilo de gestión participativa, que reconoce una dirección institucional, que asume la conducción y estimula la mutua coordinación entre los actores.

En el marco de la libertad de la enseñanza consagrada por la Constitución nacional (art. 14) y por la Ley de Educación Nacional (art.6), orienta las relaciones de convivencia, gestión y organización en el seno de la escuela, sin perjuicio del respeto a las normas jurisdiccionales y al propio Proyecto Educativo Institucional, de modo que cada escuela pueda adaptarlo a su realidad.

Por lo tanto, el Ideario y el presente documento que conforman La Propuesta Educativa de las Escuelas Salesianas (PEES) constituyen la fuente de inspiración para los Proyectos Educativos Institucionales (PEI) y todo otro documento de planificación o normativo elaborado en las respectivas Escuelas de los SDB y de las HMA.

Este documento puede ser asumido total o parcialmente por las Escuelas que pertenecen a Fundaciones u otros miembros de la Familia Salesiana, que por su adhesión al carisma, hayan sido reconocidos en los respectivos Proyectos Inspectoriales.


ORDENAMIENTO INTERNO

DE LA COMUNIDAD EDUCATIVA PASTORAL



TÍTULO I: PRINCIPIOS Y NORMAS GENERALES DE CONVIVENCIA
Los valores evangélicos y salesianos, expresados en LA PROPUESTA EDUCATIVA DE LAS ESCUELAS SALESIANAS (PEES) -IDEARIO- son transversales e impregnan todos los principios que aquí se enuncian y emanan de la convicción de que en toda persona y en toda comunidad cristiana actúa la Gracia preventiva y salvadora de Dios que ilumina las intervenciones educativas y genera actitudes de conversión.



Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal