Guía de Indice (Términos de referencia del estudio)



Descargar 1.14 Mb.
Página5/15
Fecha de conversión15.11.2017
Tamaño1.14 Mb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15


Fuente: Colegio de Ingenieros Agrónomos

Regulación sobre Venta (Permisos de funcionamiento)
Los permisos de funcionamiento de expendios y de otras empresas dedicadas a la formulación y reempaque, etc se encuentran regulados en el decreto del Ministerio de Salud sobre permisos de funcionamiento, en el decreto de bodegas, en el decreto de formuladoras y en el decreto de sobre procedimientos de la Secretaría Técnica Ambiental relacionado con estudios de impacto ambiental. A ello debe adicionarse el Código Municipal. En todo lo relativo a las licencias municipales.
La Ley General de Salud, arts 292 y siguientes “ De los deberes y restricciones a que quedan sujetas las actividades industriales”, exige contar con permisos del Ministerio de Salud sobre ubicación y funcionamiento, previa verificación del cumplimiento de las normas que previenen o minimizan la contaminación Ningún establecimiento, industrial puede funcionar si implica un elemento de peligro, incomodidad o insalubridad para la vecindad, los cuales pueden ser clausurados por el Ministerio o estar sujetos a las normas técnicas y órdenes del Ministerio.
Asimismo para obtener los permisos de funcionamiento debe cumplirse con lo estipulado en el reglamento sobre tramite para la obtención de permisos sanitarios de funcionamiento por parte del ministerio de salud, No 27569-S del 7 de enero de 1999.
El reglamento clasifica las actividades según tres categorías atendiendo a los riesgos sanitarios y ambientales ( A, B1 y B2 y C) y establece procedimientos y trámites diferenciados para cada una la A y B1 y B2, eximiéndose del permiso a la C. Para la categoría A se requiere completar el formulario, presentarlo a la Dirección de Protección del Ambiente Humano, Sede Central y obtener el permiso, el cual deberá renovarse 5 años después. Se consideran a las industrias de agroquímicos de la clase A ( alto riesgo).Debe contarse con planes de manejo de desechos aprobados por la municipalidad, planes de emergencia y salud ocupacional, entre otros.
En términos generales esta corriente obedece a la necesidad de desregular y facilitar la competencia que se encuentra plasmada en la Ley de Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor y en los decretos que crean la Comisión Nacional sobre Desregulación y los decretos emanados mediante la recomendación de la misma, varios de ellos cuestionados de constitucionalidad ( por ej, el reglamento de registro de productos peligrosos, etc).
Por su parte, de conformidad con la ley orgánica del ambiente, arts. 17 a 24 “ Impacto Ambiental”, las actividades humanas que alteren o destruyan elementos del ambiente o generen residuos, materiales tóxicos o peligrosos, requerirán de una evaluación del impacto ambiental por parte de la Secretaría Técnica Nacional ( SETENA). Su aprobación previa por SETENA será requisito indispensable para iniciar las actividades obras o proyectos. Las leyes y reglamentos indicarán cuáles actividades, obras o proyectos requerirán de una evaluación de impacto ambiental. A paso seguido se regulan aspectos tales como el proceso de aprobación, las garantías, obligatoriedad de las resoluciones de SETENA, publicidad del expediente, etc.
Por medio del reglamento de procedimientos de setena, No 25705- MINAE y sus reformas del 16 de enero de 1997. Art. 18 Y siguientes “ Estudios de Impacto Ambiental”, se precisa cuáles actividades deben de someterse obligatoriamente a un estudio de impacto ambiental y cuáles deben de presentar un Formulario de Evaluación Ambiental Preliminar o FEAP, que determinará si eventualmente deben de presentar un estudio de impacto ambiental dirigido o exhaustivo o una tan solo una declaración de compromisos ambientales y contar con un regente ambiental (en situaciones calificadas). En cualquier caso se detallan las condiciones y procedimientos para su aprobación, previa al inicio de cualquier actividad (declaración de compromisos ambientales, garantías, regencia ambiental, sistema de gestión, etc). Existe asimismo una Manual de Procedimientos de SETENA, resolución No 588-97 del 28 de agosto de 1997.
Eventualmente algunas actividades de carácter agrícola relacionadas con la aplicación de químicos o con la fabricación, formulación, almacenamiento, etc. de plaguicidas requerirían de un FEAP y eventualmente de un estudio de impacto ambiental sea exhaustivo o dirigido. Igualmente algunas actividades agrícola, agroindustriales, cultivos en viveros, dependiendo de su dimensiones deberían presentar este Formulario.
Por último se requiere de la licencia municipal ordinaria (Art. 79 del Código Municipal).
Respecto a la venta de plaguicidas debe tenerse presente la potestad del Servicio de restringir o prohibir su venta ( Art. 30), de restringirla para aquellas de mayor toxicidad o declaradas de uso restringido, de modo que solamente con receta expedida por el profesional en ciencias agronómicas pueden obtenerse (Art. 29).
El reglamento de registro reitera la necesidad de: contar con permisos por parte de los respectivos Ministerios (Art. 56); vender solo con receta los plaguicidas extremadamente tóxicos y aquellos de uso restringido, bajo la sanción de cancelar el permiso (Art. 59), llevar un libro legalizado por el Ministerio, donde se anotará la venta de aquellos plaguicidas que se expendan bajo receta (Art. 61). Asimismo se prohíbe la venta a menores de edad, personas incapaces, en estado de embriaguez o de conducta anormal ( Art. 64) así como la permanencia de estos locales de menores de edad, personas alérgicas, mujeres embarazadas o en períodos de lactancia, valuetudinarios, etc. ( Art. 73).

Toda persona que realice venta a distribuidores solo podrá realizarla si los distribuidores cuentan con los servicios de un regente.



Prohibiciones o restricciones específicas según la legislación costarricense.1

Los siguientes químicos se encuentran prohibidos




  • CIANOGA

  • Productos mercuriales

  • Ácido, 2, 4, 5 triclorofenoxiacético

  • Ácido 2 (2, 4, 5 tricolorofenoxipropiónico)

  • DDT

  • Dieldrin

  • Aldrin

  • Toxafeno

  • Clordecone

  • Clordimeform

  • Dibromocloroprano

  • Etilendribromuro

  • Dinoseb

  • Nitrofen

  • Captafol

  • Arsemiato de plomo

  • Endrin

  • Cihexatin

  • Clordano

  • heptacloro

- Pentaclorofenal

  • Lindano.

Los siguientes se encuentra restringidos y se venden bajo receta profesional y con condiciones especiales de etiquetado:

  • Bromuro de Metilo

  • Carbofuran 48 %

  • Paration

  • Forato 48% y 80 %

  • Metil Paration

  • Fosfuro de Aluminio

  • Monocrotofos

  • Organoclorados prohibidos los de alta y baja persistencia para combatir parásitos en ganado y otros animales. Los de alta persistencia requieren receta profesional y únicamente pueden utilizarse en los cultivos indicados en la etiqueta.

  • Daminozoide

  • Captan

  • Etefon

No es posible importar, fabricar, formular, vender, etc. los químicos prohibidos y aquellos restringidos deben venderse bajo receta y siguiendo requisitos especiales de etiquetado.


La importación de productos no requiere que se realice por el propio registrante, a tenor de lo dispuesto en por la Procuraduría, Consulta 171-2000 del 3 de agosto del 2000 y el Reglamento para la Importación de Insumos Agropecuarios y Alimentos para Animales Previamente Registrados, No 28852-MAG sobre el cual comentaremos posteriormente..
Por último, por medio del decreto 17454_MAG del l 9 de febrero de 1987, arts1 al 3, se crea un registro de equipos de aspersión de productos químicos en el Ministerio de Agricultura y sus requisitos de inscripción. Por su parte, el decreto No 27034-MAG del 7 de setiembre de 1998, Art. 1 al 6., establece un permiso de operación por parte del MAG para las personas físicas y jurídicas que comercialicen o expendan sustancias químicas, biológicas o afines de uso agrícola, previo cumplimiento de algunos requisitos. Entre ellos se cuentan la obligación de que el personal de ventas o despacho del establecimiento deban contar con una licencia obtenida después de un curso sobre manejo de los mismos, así como cursos anuales de refrescamiento. Su vigencia es de tres años.

4. Regulaciones sobre Derrames y Control de derrames


Con referencia al control de derrames de plaguicidas hay poca información disponible; lo anterior debido a que los accidentes pequeños y medianos no se registran. Solamente en el caso de grandes derrames, en donde se llama al Servicio Telefónico de Emergencias 911 y se activa el Protocolo Interinstitucional de Respuesta, se reporta a la Comisión Nacional de Emergencias (CNE). Esto sucede cuando el accidente ocurre extramuros de una empresa y/o hay afectación de personas y el ambiente. En el Cuadro 5 se presentan los accidentes por derrame de plaguicidas registrados en la CNE de 1995 a setiembre del 2000 (nótese que 5 de los 9 accidentes registrados se dan en zonas drenando al Caribe).

Cuadro 5

Derrames accidentales de plaguicidas en Costa Rica, reportados a

la Comisión Nacional de Emergencia de 1995 a 2000


Año

Producto

Incidente

Consecuencias

Lugar

2000

plaguicida

percepción de olor

10 afectados

La Lima de Cartago

2000

plaguicida

incendio en bodega

175 afectados 21 le-sionados, contamina-ción aire, suelo, agua

Centro de Alajuela

1999

clorpirifós

escape de vapores por descontrol de proceso térmico

35 lesionados, contaminación atmosférica

Centro de

San José


1998

metamidofos

vertido en el desagüe de escuela

17 afectados, conta-minación del aire

La Lima de Cartago

1996

malation

ruptura recipiente de 210 L y vertido en alcantarillado

1 afectado

Centro de

San José


1995

terbufos

liberación de gases a medio combustionar

contaminación del aire, percepción olor.

La Lima de Cartago

1995

terbufos

liberación de gases a medio combustionar

30 lesionados, conta-minación del aire, percepción de olor

La Lima de Cartago

1995

terbufos

derrame de producto formulado en bodegas.

Percepción de olores

Llano del Tejar, Cartago

1995

terbufos

emanación por aplica- ción y humedecimiento de plaguicida.

4 lesionados, contaminación del aire

Zapote,

San José



Fuente: Comisión Nacional de Emergencia
El control de derrames puede ser enfocado desde varios puntos de vista: el propio reglamento de registro, el reglamento de registro de productos en lo relativo a las emergencias tecnológicas y la Ley Nacional de Emergencias, sin perjuicio de otras leyes como la Ley Orgánica del Ambiente.
Para las bodegas y expendios, así como para las formuladoras, reempacadoras, etc. existen disposiciones específicas para el control de los derrames, por medio de la exigencia de mecanismos para controlar .los mismos de previo a obtener los respectivos permisos de funcionamiento.. Igualmente en el caso del transporte de plaguicidas, la hoja de seguridad que se requiere debe contener información sobre las formas de controlar los derrames.
En términos generales, según el Reglamento de Registro, toda persona natural o jurídica que fabrique, formule, reempaque, reenvase, almacene, transporte, manipule y utilice plaguicidas será responsable de la recolección de derrames ( Art. 138), debiendo recoger y desnaturalizar los derrames de conformidad con la etiqueta respectiva ( Art. 141)

Eventualmente la situación podría regularse por medio de la Ley Nacional de Emergencia ( No 7914), si la magnitud de la misma lo demandará. En la práctica ante los derrames se procede a llamar al 911 y la Comisión nacional de Prevención Y Atención de Emergencias, en coordinación con Salud, Bomberos, etc. interviene.





  1. Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15


La base de datos está protegida por derechos de autor ©composi.info 2017
enviar mensaje

    Página principal